Menu Big Bang! News
Actualidad La soledad masculina

20 cosas que los hombres deberían hacer al menos una vez

Salud, diversión o vida cotidiana. El listado de las 20 actividades que, al menos una vez en la vida, los hombres deben realizar en solitario. Cada una puede reactivar la parte más sensible o la más brutal de los varones. La lista completa. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

BigBang recopiló el listado de las 20 cosas para hacer durante la vida. Por lo menos, una vez en la historia vale la pena hacerlas:

Preguntar una dirección cuando nos perdemos con el auto

Una de las situaciones más comunes que les ocurren a los hombres al perderse, es creer que tienen dominada la situación. Si no se cuenta con GPS, y el GPS interno falló, lo mejor es juntar valor y preguntarle a un extraño cómo llegar a la dirección buscada. A veces es mejor que la voz española del GPS.

Llorar, que es saludable

“Los chicos no lloran”, cantaba Robert Smith, de la banda inglesa The Cure. Sin embargo, según estudios realizados por psicólogos y psicoanalistas de diversos países del mundo, el llanto es saludable, aunque muchos prefieran practicarlo en soledad.Llorar lava, limpia por dentro. Los estudiosos aseguran que llorar mejora el estado de ánimo y produce efectos tranquilizantes físicos, como por ejemplo la respiración más lenta. Y si es abrazado a otro/a que contenga, mejor.

Los hombres también lloran. Así lloran en la serie “Two and a half men”

Ver un partido de fútbol entre equipos que no son el suyo

Gritos desaforados, cantos indescriptibles y hasta insultos. Cuando un hombre es fanático del fútbol, es capaz de emitir todos esos sonidos. Por eso, ver un partido de fútbol entre dos equipos que no le importan, le harán ver cómo se pone cuando mira al equipo de sus amores.

Dar un paseo sin rumbo por la ciudad

Según estudios médicos, caminar al menos 30 minutos por día ya cuenta como un pequeño ejercicio físico saludable. Claro que no es lo mismo tomar la determinación de salir a pasear toda una tarde, que caminar por obligación las cuadras que separan el subte de la oficina. La caminata permite relajar luego de una extensa jornada laboral, permite la distracción, alejándose de la necesidad de tener todo bajo control.

Hacer una maratón de series de TV

En el trabajo o la facultad todos hablan de la última serie de moda y vos no tenías ni la menor idea de lo que están hablando. Por eso, tomarse el tiempo para mirar esas series que siempre decís “voy a empezar a ver”, también forman parte de las actividades que un hombre debe hacer en soledad al menos una vez. Recomendaciones de BigBang: “Breaking Bad” y “Prison Break”.

Algunas series pueden volverse adictivas. Como Breaking Bad, que tiene miles de seguidores.

Plantar un árbol

Junto con “tener un hijo” y “escribir un libro” son algunas de las metas que, alguien alguna ves dijo, debiera alcanzar el hombre en la vida. Plantar un árbol es, además de la más fácil, una gran actividad para hacer en soledad, que conecta con la naturaleza y la tierra. Poner las manos en la tierra, trabajarla de a poco y arreglar la raíz de una planta,por ejemplo, recarga la energía.

Llamar a viejos amigos a los que lleva tiempo queriendo contactar

Los ritmos agitados del trabajo y el estudio, a veces, no permiten hacerlo. Sin embargo, siempre es bueno tomarse al menos unos minutos para ubicar a esos grandes amigos con los que hace mucho no se tiene contacto. Un mensaje o un llamado. No cuesta nada, y siempre es bueno actualizarse. Y se puede producir el reencuentro, mejor. Un rato para recibir afecto y recordar viejos momentos, es como una sana medicina.

Ir al cine

En la película “No sos vos, soy yo”, Diego Peretti interpreta a un hombre abandonado por su novia. Cuando va al cine en soledad, el vendedor le pregunta: “¿Una entrada sola?”, lo que provoca el enojo del personaje, muy susceptible tras su separación. Sin embargo, ir al cine en soledad también es una buena actividad para el hombre.

Ir al supermercado

Muchos son amantes de esta actividad, y hasta la utilizan como un método para desconectarse de algunas obligaciones. Para otros, en cambio, es odiosa, detestable. Sin embargo, es una buena actividad para que los hombres realicen en soledad. Sobre todo si conviven en pareja, para luego no quejarse cuando no encuentren su corte favorito de carne en la heladera. Además, le permite tomar contacto con la realidad de los precios y calidad de los productos. Todo un aprendizaje.

Donar sangre

Además de una buena actividad para realizar en soledad, donar salva vidas. Es bueno tomarse unas horas o minutos para hacerle bien a un completo desconocido.

Visitar a sus padres

Las ocupaciones no te lo permiten con tanta frecuencia, y la relación se reduce a llamados telefónicos o mensajes de WhatsApp. Pero es bueno tomarse algunas horas cada tanto para visitar a los padres, en soledad, apartado de las a veces tediosas reuniones familiares. Y charlar con ellos, contarles sobre nuestras cosas y escucharlos.

Practicar “air guitar” frente al espejo del baño

Siguiendo con la temática musical, ¿quién no interpretó alguna vez un solo musical con los dedos, queriendo imitar las poses del mítico guitarrista de AC/DC, Angus Young? Claro que es una actividad casi tan bizarra que lo más conveniente es realizarla únicamente cuando estamos solos.

Ir al urólogo

Esta actividad es exclusiva para realizar solos. La visita al urólogo no debe ser únicamente para aquellos que tengan problemas de próstata o padezcan de infertilidad. Según aconsejan los médicos, lo ideal es que todos los hombres acudan al urólogo una vez por año a partir de los 50, con el fin de prevenir el cáncer de próstata, que es el más común en los varones a partir de esa edad.

Salir de vacaciones solo

Su pareja quiere mar y usted la montaña. Sus amigos quieren fiesta y usted necesita tranquilidad. Irse de viaje solo no tiene nada de malo, y lejos de lo que muchos podrían imaginar, no es para viudos, ancianos o gente sin amigos. En soledad, el hombre no tiene que guardarse los deseos de parar en ese hotel que le gusta en el destino elegido. Y si no le gusta, puede cambiar todas las veces que quiera, sin que sus acompañantes lo fastidien.

Leer Cincuenta sombras de Grey

Aunque sea por curiosidad, para saber por qué ese libro cautiva a tantas mujeres a lo largo y a lo ancho de todo el mundo. Se sabe que es una novela escrita y dirigida hacia el público femenino, pero ¿por qué un hombre no podría leer la novela que cambió el modo de las relaciones sexuales en casi todo el mundo? Es una forma de descubrir y entender, por qué a ellas les fascinó.

El libro de E.L James fue récord en ventas, al igual que la película.

Prepararse una cena homenaje

Poner el mantel como si fuese a recibir visitas. Sacar a relucir las copas de vino guardadas hace tiempo. Y preparar su comida favorita. Si son milanesas de pollo un poco quemadas, hacerlo así, sin que nadie lo juzgue. Mientras cocina, puede escuchar algo de música y cantar como si estuviera en un karaoke, o hacer un solo de “air guitar” (de paso completa otro de los puntos del listado).

Superar una ruptura amorosa en casa

¿Quién dijo que hay que salir a beber con amigos y conocer a alguien la misma noche en que finaliza una relación? También es bueno superar un final en soledad, guardado. Se debe hacer el duelo. Lo importante, claro, es mantener lejos el celular para no empezar a mandar mensajes.

Cantar en un karaoke

“O hacer el ridículo en público”, pero en soledad, sin la presencia de amigos que juzguen la utilización de las cuerdas vocales. Cantar a los gritos, aunque se reconozca la falta de talento, es un episodio absolutamente liberador. Y también, es bueno reírse de uno mismo.

Salir a tomar algo en soledad

Ya sea un café o una cerveza durante toda una noche, salir en soledad también es liberador para los hombres. Lejos de las fiestas con amigos o las celebraciones en pareja, es positivo tomarse unas horas durante la noche. Da igual si es por una ruptura o porque no se acordó ningún plan.

No hacer absolutamente nada

Un fin de semana o feriado, quedarse adentro de casa sin hacer absolutamente nada. Adentro de la cama, comiendo como si fuera la última vez y durmiendo. Según explican los psicólogos, descansar es bueno para reparar fuerza y también para analizar el ritmo de vida diario.