Menu Big Bang! News
Actualidad CRIMEN EN EL BARRIO LERA

A sangre fría: matan al cuidador de una iglesia en Bariloche

Fue en un intento de robo y se usó un arma blanca. Después de una persecución policial, detuvieron a tres menores de 20 años.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Eduardo Quilaleo, el cuidador de una iglesia evangélica, murió apuñalado en el barrio Lera de Bariloche. Lo encontraron con heridas en el hígado y golpes en la cabeza. Se cree que murió en un intento de robo y hay tres jóvenes detenidos. 

Los presuntos culpables (dos tienen 19 años y uno 18) fueron capturados tras salir del edificio. Tiraron los objetos que se habían llevado y se metieron al patio de una vivienda, para tratar de escapar a través de otras casas.

La persecución de tres cuadras había empezado con un llamado anónimo al 911, según contó el comisario Osvaldo Tellería. Los jóvenes fueron interceptados en el predio de la escuela 201 Juan Ramón Jiménez.

Después de inmovilizarlos, los policías fueron a la iglesia, donde encontraron a Quilaleo en estado crítico. El llamado al hospital zonal no alcanzó a salvarle la vida: un médico y personal de Criminalística determinaron que había fallecido por las heridas.

El barrio Lera, eje de reclamos vecinales.

En el allanamiento a la casa de uno de los detenidos, se secuestraron elementos para la investigación -principalmente ropa y calzado- y se tomaron testimonios a vecinos. El arma blanca, hasta el momento, no apareció.

El barrio Lera es una de las zonas más postergadas de la ciudad. Los barilochenses lo conocen principalmente por las actividades sociales y deportivas de su Velódromo, pero también por ser una zona de inundaciones frecuentes y obras de infraestructura incompletas.