Menu Big Bang! News
Actualidad Tragedia italiana

Actuó un suicidio pero se ahorcó en serio y quedó en coma

Sucedió en Pisa, Italia. Un médico que veía la obra se dio cuenta y alertó sobre la situación. Ahora investigan si se trató de un accidente o si se intentó matar a propósito.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Un actor italiano de 27 años quedó en coma luego de actuar sobre el escenario un suicidio que terminó en un verdadero ahorcamiento. La tragedia ocurrió en la sala del Teatro Lux, en Pisa, Italia, en la obra Mirage.

Para la gran mayoría de los espectadores, el suicidio que Rafael Schumacher interpretaba sobre el escenario era una escena más de la obra que habían ido a ver. Sin embargo, un joven médico que se encontraba en la sala notó que el actor temblaba debajo de la máscaray dedujo que el estrangulamiento era real y alertó a la producción.

Schumacher, el actor de 27 años que está en coma luego de actuar un suicidio sobre el escenario.

Sin embargo, a pesar de haber recibido asistencia inmediata, el cerebro de Schumacher ya había sufrido las consecuencias de la falta de oxígeno, lo que derivó que el actor quedara inmerso en un profundo coma.

“Él no dejó ninguna nota de suicidio y no hay ninguna razón de peso para que quiera morir – Sostuvo su madre

Según declaró el director de la obra al diario español 20 minutos, la escena original del suicidio había sido pensada para que sea mediante un disparo, pero el actor cambió su parte a último momento y optó por fingir su muerte con un ahorcamiento.

Los investigadores determinaron que la caja en la que debía apoyarse el actor se movió, que la soga que debía ser falsa no lo era y que, además, Schumacher no llevaba un arnés de seguridad que lo sujetara en caso de accidente.

La policía investiga si Schumacher se intentó suicidar o si todo fue un trágico accidente.

Una de las hipótesis policiales indica que el joven actor habría planeado todo de antemano para quitarse la vida a propósito sobre el escenario, pero su madre desmiente esto último: "Mi hijo acababa de perder a su padre y, también recientemente, había terminado una relación de pareja, pero él había encontrado la serenidad de nuevo. Él no dejó ninguna nota de suicidio y no hay ninguna razón de peso para que quiera morir", sostuvo.