Menu Big Bang! News
Actualidad Irregularidades

Arrestan a un ex jefe de la Bonaerense con 80.500 dólares falsos

El ex jefe policial quiso realizar un operación en la sede central del Banco Nación. La cajera advirtió que eran billetes apócrifos y denunció el hecho a sus superiores.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Un comisario retirado de la Policía Bonaerense, que llegó a ser jefe de la fuerza durante la gobernación de Felipe Solá, fue detenido en la sede central del Banco Nación días atrás, cuando quiso usar 80.500 dólares falsos para comprar Cedines, los certificados usados en el mercado inmobiliario.

Cuando la cajera advirtió que eran billetes falsos, el jefe policial quiso retirar esos papeles y mandar a buscar una suma similar a otras entidad bancarias, pero la empleada ya había advertido a sus superiores.

El detenido es el comisario retirado Claudio Smith (55), quien fue apresado junto a un hijo de 28 años y a un empleado, en la sede bancaria de la calle Bartolomé Mitre 326, por efectivos de la División Fraudes Bancarios de la Policía Federal Argentina.

El hecho ocurrió el lunes pasado en el sector Cedines de la mencionada casa central, cuando entre los 134.000 dólares que Smith entregó para adquirir esos certificados que sirven para el pago de inmuebles y otras operaciones había 805 billetes truchos de 100 dólares.

La empleada advirtió que los dólares parecían apócrifos, por lo cual pasó los billetes por una máquina especial que confirmó que eran falsificados.

Cuando los empleados del banco le comunicaron que la mayoría de sus billetes eran falsos, el comisario general retirado quiso subsanar la situación diciéndole a su hijo, Sebastián Smith (28), que fuera a otra entidad bancaria de donde son clientes a extraer 80.500 dólares genuinos.

Mi empresa fue damnificada y el tema está en manos de mis abogados"
 

Fraude

A esa altura, la Gerencia de Seguridad del Banco Nación había hecho la denuncia ante la División Fraudes Bancarios, cuya sede se encuentra en esa misma casa central, y formulada la consulta al Juzgado Federal 10, se dispuso la detención e incomunicación del comisario Smith, de su hijo y del empleado que los acompañaba.

Smith tiene ahora una empresa de seguridad llamada "Príncipes S.A.", con sede en el microcentro porteño. Al ser consultado Smith se limitó a decir: "Mi empresa fue damnificada y el tema está en manos de mis abogados", con lo que dio a entender que no quiso estafar al Banco Nación, sino que a él lo estafaron con dólares falsos.

Los tres imputados quedaron el lunes detenidos y fueron trasladados a la Superintendencia de Investigaciones de la Policía Federal, en Villa Lugano.

Tras pasar allí la noche, ayer fueron trasladados a los tribunales de Comodoro Py, donde tras ser indagados por el juez federal Julián Ercolini fueron excarcelados y ahora su situación procesal deberá ser resulta tras el análisis de otras pruebas.

El comisario general retirado Smith desempeñó gran parte de su carrera policial en la zona sur del conurbano bonaerense, desde donde en 2003 llegó a ser director general de Coordinación Operativa de Seguridad de la policía bonaerense, cargo que lo dejó al frente de las 18 Jefaturas Departamentales y todas las comisarías de la provincia.

Antes de llegar a esa dirección, Smith estuvo en 2002 a cargo de la Jefatura Departamental de Lomas de Zamora, región donde forjó su carrera policial.

El 19 de julio de ese año, Smith fue el jefe policial a cargo del operativo en la recordada toma de rehenes del supermercado "Eki" de la avenida Pavón al 2300, de Gerli, partido de Lanús, donde tres chicos, entre ellos uno de 14 años apodado "Chucky" o
"Miguelito", tuvieron cautivos a 18 rehenes durante cuatro horas.

En 2003, Smith pasó a ser el virtual jefe de la policía bonaerense cuando el entonces gobernador Felipe Solá desplazó al titular de la fuerza, Alberto Sobrado, porque la Justicia platense lo investigaba por presunto enriquecimiento ilícito. El 11 de noviembre de ese año Smith fue desplazado de la fuerza por una causa judicial en la que se lo investigaba por retardar un operativo policial.