Menu Big Bang! News
Actualidad Verduras y frutas

Cómo reforzar las defensas con una buena alimentación

Las claves para comer sano y mantenerse saludable.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Un resfrío, una gripe o cualquier otra enfermedad pasajera pueden ser una amenaza para los que no tengan las defensas altas. Es necesario mantener ciertos hábitos para mantener una vida saludable.

El poder de la vitamina C.

Por un lado, la actividad al aire libre y el lavado de manos son una gran ayuda para el sistema inmunológico. Pero también se puede ayudar desde la alimentación.  

La buena fama por sus propiedades, sin dudas, la tiene ganada la vitamina C, sobre todo en los meses del invierno. Veamos cuáles son las verduras y frutas que aportan más al organismo. 

  • BRÓCOLI: Es una verdura muy rica en vitaminas. 100 gramos de brócoli crudo aportan 100 miligramos de vitamina C. Además, es buena fuente de vitamina B, hierro y otros minerales como el potasio, el calcio y el zinc.
La endivia tiene una propiedad antioxidante.
  • MANDARINAS: Tanto la mandarina como el jugo de mandarinas aportan una buena cantidad de vitamina C. De hecho un vaso de 200 mililitros de jugo cubre la necesidad diaria. Es bueno alternar con otras verduras que cuentan con las mismas propiedades, por ejemplo, el ají morrón y el perejil.
El ajo es clave en la alimentación.
  • ENDIVIAS: Esta verdura brinda, además de la vitamina C, otros elementos fundamentales como la insulina, que ayuda a prevenir los males intestinales. También es rica en carotenos. Éstos, junto con la vitamina C y la E, son componentes antioxidantes que protegen al cuerpo de los radicales libres y, de ese modo, fortalecen el sistema inmunológico.
  • AJO: Contiene toda una serie de sustancias bioactivas de relevancia. Es bueno para la sangre, el corazón y los vasos sanguíneos. El ajo aporta sobre todo alicina, que actúa contra los radicales libres y evita daños en las membranas celulares.
  • MANZANAS: Contienen pectinas que integran un grupo de fibras solubles que dan sensación de saciedad y fomentan una buena digestión, entre otras cosas. Si uno cuida que su proceso digestivo sea bueno, está apuntalando al mismo tiempo sus defensas, por eso se las recomienda. Unos 100 gramos de manzana contienen 12 miligramos de vitamina C, además de potasio, fundamental para el metabolismo a nivel neurológico y muscular.
Las manzanas tienen fibras solubles que dan saciedad y fomentan una buena digestión.
  • ALMENDRAS: Ricas en grasas "buenas", vitaminas y minerales. También son una muy buena fuente de vitamina B2 y E. Esta última es buena a la hora de actuar contra los radicales libres. Unos 100 gramos de almendras contienen 26 miligramos de vitamina E. La B2, en cambio, es importante para prevenir enfermedades.