Menu Big Bang! News
Actualidad La Policía debió intervenir

Destrozos en jardín de infantes por una denuncia de abuso

Un grupo de padres protagonizaron incidentes en un establecimiento de Villa Domínico. Reclamaron la presencia del docente acusado o de la directora y ante la negativa iniciaron una ola de destrozos. Ahora un móvil permanece al cuidado de la institución. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Un grupo de padres denunciaron que sus hijos fueron víctimas de abusos por parte de un maestro, en el jardín de infantes “Pato Donald” de Villa Dominico, donde protagonizaron incidentes que culminaron con un efectivo herido. Los papás exigían la presencia del docente o la directora del lugar.

Un móvil policial permanece en la escuela para evitar destrozos mayores.

Al no aparecer ninguna de las partes comenzaron a arrojar instrumentos escolares con la Policía, que se encontraba en el establecimiento. Algunos papás intentaron romper los vidrios del jardín con un matafuegos.

Los padres permanecieron varias horas en la puerta de la escuela.

Como consecuencia, uno de los efectivos fue herido en la frente. Ante la ausencia de las autoridades, comenzaron a manifestarse dentro del jardín. “Sáquenla de los pelos que hable", gritaba una madre “¡Qué salga!”, exigían.

Un oficial herido por un elemento arrojado por los padres.

Según lo denunciado por los papás, el maestro de música abusó de los niños cuyas edades oscilan los 4 y 5 años. “Hacía que los chicos se toquen entre ellos, y les enseñaba a manosearse”, contó entre lágrimas otra madre.

Otra madre reveló que el docente, según el relato de los menores, hacía que entre los niños se besen en la boca y les metía botellas en la boca y los besaba luego. “Mi hija comenzó a hacerse pis y ahí me contó lo que pasaba. Acá con otros papás nos enteramos de más cosas”, dijo. 

Además, contó que la directora aseguró a algunos padres que piensen que “si denuncian al docente afectaran también al resto de las autoridades y personal de la escuela”, como en un intento de evadir las denuncias de los niños. Luego de varios destrozos, y ante que ninguna autoridad se hizo presente, la protesta fue desalojada por la Policía y por seguridad permanecerán en la escuela. 

Sobre el docente, se desconoce su paradero actual pero se inició una investigación al respecto.