Menu Big Bang! News
Actualidad Dudan en exponer el producto

Efecto Superclásico: se suman ataques con gas pimienta

Ayer se conoció la noticia de que un menor llevó a su escuela en Florencio Varela, la misma sustancia que afectó a los jugadores de River Plate en el último Superclásico. Hay cinco alumnos afectados. Algunos comerciantes dudan en exponer a la venta el producto. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La vergüenza que generó el ataque de los hinchas de Boca Juniors contra los jugadores de River Plate aumenta cuando se evidencia que ese hecho motiva a otros incidentes. Cinco alumnos del Instituto Santa Lucía de Florencio Varela debieron ser hospitalizados y otros cincuenta fueron afectados en menor medida debido a que un estudiante arrojó una cápsula con gas pimienta. El hecho sucedió ayer, a sólo cuatro días del episodio en la Bombonera que instala la tendencia del “ataque con gas pimienta”. 

Despliegue de ambulancias en la puerta del Instituto Santa Lucía de Florencio Varela
 

El ataque de gas pimienta en la escuela se produjo ayer cuando terminaba el horario del turno mañana, por lo que se decidió suspender las clases el resto de la jornada. La institución, ubicada en avenida Juan Domingo Perón 3750, debió evacuar al alumnado completo del establecimiento para evitar más afectados. 

Los alumnos fueron derivados al hospital zonal Mi Pueblo y en la noche de ayer fueron dados de alta. En el caso de los docentes y personal directivo no requirieron trasladarse al centro médico.  La responsable legal del colegio Stella Rajel explicó que “el operativo de atención incluyó ambulancias, bomberos y defensa civil”.

Asimismo, Rajel anticipó que “estaría identificado el autor del hecho” y ahora Defensa Civil analiza un envase encontrado dentro del colegio que podría haber contenido la sustancia.

El padre de una alumna, Alejandro Suárez contó a los medios que el ataque sucedió en el pasillo del colegio, en una parte de usos múltiples y en el gimnasio. “La asistencia médico llegó de inmediato y le colocó máscaras de oxígeno a los chicos. Algunos sufrieron inflamación en los ojos y complicaciones para respirar”, explicó Suárez.

Según trascendió la institución cuenta con un antecedente de otro alumno que arrojó gas pimienta. El hecho ocurrió el año pasado y luego de ser identificado por las autoridades el estudiante fue expulsado. Los padres, en esta oportunidad, sostienen que reclamarán que se investigue para detectar al responsable y solicitarán que se aplique la misma medida. 

Consultas de los interesados en comprar
 

Lo cierto es que ahora los comerciantes de gas pimienta celebran el aumento de consultas y ventas. En Mercado Libre se puede observar que en cada anuncio de venta del producto hay una gran cantidad de consultas de los últimos días, post ataque bostero, que incluyen pedidos por mayor para distintos puntos del país. 

Los valores se mantienen por el momento pero se abre un debate entre algunos comerciantes. Es el caso de Beatriz Caminos, quién es dueña de un polirubro en el barrio de Boedo y evalúa retirar de la venta el producto. “Al leer las noticias y saber lo que está pasando dudo en venderlo. No se para qué lo utilizarán y ahora recibo pedidos de clientes que nunca antes lo habían comprado. Sólo lo estoy vendiendo a los que siempre me compran, me da temor que crezca la ola de ataques de gas pimienta”, confiesa. En la misma línea se muestran algunos vendedores online que asesoran y advierten sobre los usos correctos del gas.