Menu Big Bang! News
Actualidad redes

Facebook, el factor secreto detrás de la mayoría de los divorcios

Sexo virtual, amor idealizado o encuentros con un ex. Todo pasa en Facebook y se posiciona como la red que más divorcios genera. Los testimonios con mirada de una especialista.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Pulgar para abajo. El color de la libreta que certifica la conformación de una pareja ante la ley es rojo y no es casual. El rojo, además de ser un color vinculado al amor, es el color de la advertencia. Seguramente la mayoría de los que dan el sí, firmando con nervios el acta matrimonial, sueñan con que esa unión será para toda la vida. Sin dudas todos saben que hay excepciones, muchas excepciones. Y crecen más aún con un condimento nuevo y masivo: la redes sociales.

Facebook, el enemigo: 3 de cada 10 corazones se rompen por una infidelidad virtual. 

“Gracias por dejar tu Facebook abierto”, fue la frase que le anunció a Martín F. que su pareja lo dejaría en la calle. No era inocente. Por esa red social, que lidera por la cantidad de usuarios a nivel mundial, conoció a una mujer con la que inició una aventura.

“Gracias por dejar tu Facebook abierto

"Mi novia encontró mis charlas sexuales con mi amante, y no sólo eso: todos mis encares por mensaje. Cuando me llamó para decirme que encontró mi cuenta abierta me volví loco, encima estaba trabajando. Me fui corriendo y cuando llegué había hecho impresiones de todas mis charlas. Intenté negarlo pero fue imposible. Me echó esa misma noche”, recuerda arrepentido.

Según las estadísticas oficiales que reúnen los datos de los registros civiles de la Ciudad de Buenos Aires, la mitad de las medias naranjas se divorcian dentro de nueve años. En el norte del continente, en EE.UU. es un poco antes: cerca del 50% de las parejas se separan ante la conocida “comezón” del séptimo año.

“¿Por qué se divorcian estas parejas? Entre las causas más citadas en las demandas de divorcio en Gran Bretaña (acá no hay datos publicados), la palabra Facebook es la más frecuente: aparece en un 33% de ellas”, se pregunta el periodista y experto 2.0, Julián Gallo, en una columna del diario La Nación de ayer domingo.

Gallo menciona también el estudio "Bienestar en el matrimonio y divorcio", publicado en 2014 en Estados Unidos. El paper indica que "el uso intensivo de las redes sociales, específicamente Facebook, es un factor predictivo positivo" de divorcio. “Ya en 2013 Cyber Psychology and Behaviour Journal estimaba que Facebook había producido 28 millones de divorcios”, amplía el columnista.

Según expertos, algunas personas son infieles para llamar la atención de su pareja. 

Pero para la psicóloga Mónica Cruppi, integrante de la Asociación Psicoanalítica Argentina, “las redes evidencian las crisis de pareja”.

“La crisis existe primero y luego entran al mundo virtual que tienen a disposición y las cosas se complican”, inicia Cruppi. “Las parejas tienen crisis, conflictos y desencuentros. Muchas veces no concurren a especialista o no tienen buena comunicación y se generan multiplicidad de factores que complejizan la relación. Por las redes se conecten con ex parejas o con desconocidos. Eso trae aparejada la posible infidelidad virtual que profundiza la crisis o sirve para expresar la crisis”, detalla.

La red es muy grande y todos pueden encontrarse con todos. Pero lo dramático es que coincida con algún contacto de su pareja. La bomba sería atómica. Soledad C., que descubrió a su ex en pleno “levante 2.0” pero nunca lo reconoció.

“Descubrí que mi novio tenía una cuenta de Facebook falsa con la que encaraba mujeres. Lo peor es que tuvo la mala suerte de hablar con una conocida mía. Veía las fotos y no lo podía creer”, cuenta.

Sin dudarlo, armó su plan para asegurarse. “Me armé una cuenta falsa y le escribí. A los dos días confirmé que era él. Lo sigue negando hasta hoy”, se lamenta.

“Descubrí que mi novio tenía una cuenta de Facebook falsa con la que encaraba mujeres

No todo es color de rosas: el amor y la falta de comunicación tiene sus consecuencias.

Sobre eso Cruppi asegura que “más de un paciente encontró rastros de infidelidad por el Facebook abierto y a más de uno le costó la separación o divorcio por fantasías sexuales inconclusas”.

“Hayan o no concretado es infidelidad. En la mayoría de las charlas son de contenido sexual y para concretar fantasías que no realizan con sus parejas por falta de comunicación. Hay mucha idealización y eso lleva que crean encontrar algo que no tienen en sus propias casas”, asegura la especialista en relaciones de pareja. Y como consejo afirma que hay “que aprovechar el espacio de la pareja para las fantasías” ya que es la construcción de a dos donde todo es posible. 

El amor en tiempos del Facebook: “hay mucha idealización”, dice la psicologa.

“Si la persona que comete la infidelidad virtual espera elogios en su casa y no los recibe, puede que se sienta mejor en las redes donde recibe más likes.

Entre las acciones que pueden confundir a un corazón en búsqueda de algo más, Cruppi asegura que los “elogios” pueden ser determinantes. “Por ejemplo si la persona que comete la infidelidad virtual espera elogios en su casa y no los recibe, puede que se sienta mejor en las redes donde recibe más likes. Pero algunas personas simplemente buscan llamar la atención en la relación, generar celos y no por ello se divorcian. De todas maneras, el camino es comunicarse en la vida real, sin ‘me gusta’ de por medio”, finaliza.