Menu Big Bang! News
Actualidad Un poco de paz después de la desesperación

Las nenas restituidas a Estados Unidos pudieron hablar con su madre

A pesar de que la Justicia especificaba lo contrario, apenas pisó suelo norteamericano Dennis Burns se fugó con sus hijas. Después de 48 años de desesperación, finalmente la madre pudo tener una breve charla telefónica con las pequeñas.. Pero el calvario sigue.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Después de una demanda internacional respaldada por los medios norteamericanos,Ana Alianelli y su exmarido, Dennis Burns, llegaron a un acuerdo judicial para volver a Estados Unidos con sus dos pequeñas hijas, Ana y Sofía. Apenas pisaron suelo norteamericano, el hombre se fugó con las nenas, de 6 y 8 años. Whatsapp, llamadas, mensajes, todo tipo de comunicación fue infructuoso hasta que al fin le atendió el teléfono y le permitió hablar brevemente con las pequeñas, aunque cortó la comunicación cuando la madre les preguntó dónde estaban. “¿Mamá, ¿cuándo te vamos a ver?”, relató la madre que le preguntaban sus hijas llorando. 

Alianelli y Burns se casaron en 2004 y se divorciaron en 2010. 

Alianelli está en Colorado, donde -según estaba estipulado- debía reencontrarse con sus hijas. El padre llegó al aeropuerto de Houston pero nunca abordó las conexiones para llegar al destino acordado. La salida desde Buenos Aires fue traumática y violenta.

 

Más allá de que Ana y Sofía permanecen bajo la  custodia del padre, acusado de drogadicto, jugador y golpeador, el calvario de la madre no cesa. El lunes  deberá presentarse a una audiencia, pero conseguir un abogado no es materia sencilla. La Corte de Estados Uniodos no ofrece letrados gratuitos para los casos que no son criminales y, solo para arrancar con la burocracia, le cobran 5 mil dólares. Calcula que deberá gastar alrededor de 40 mil dólares para reclamar la tenencia de sus hijas.  Acompañada del cónsul argentino, Ana sólo quiere ser escuchada, una misión difícil en Estados Unidos. “Estoy desesperada. Lo que más deseo es que todo se solucione. Las chicas la están pasando mal”,  dijo.