Menu Big Bang! News
Actualidad

Los padres de los chicos muertos en una heladera, dicen que no se encerraron solos

Los chicos eran primos y tenían 4 y 5 años. Estaban desaparecidos desde el martes.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Vicente TizianoKevin García estaban desaparecidos desde el martes pasado, y hoy, fueron encontrados muertos en una heladera abandonada en el fondo de la vivienda de la madre de uno de ellos, ubicada en el partido bonaerense de Quilmes.

Los padres de los niños fallecidos hablaron ante las cámaras después de que se diera a conocer el terrible el hecho, y pidieron que el caso se investigue como un doble homicidio, porque los niños "no se encerraron solos en la heladera".

Vicente Tiziano y Kevin García fueron encontrados muertos dentro de una heladera en Quilmes.

Con lágrimas en los ojos, el padre de Tiziano, de 5 años, pidió ayuda a la sociedad para comprar "dos cajones y una corona para velar a los chicos", ya que son cartoneros y no disponen de los recursos necesarios para afrontar los costos del velorio.

Además, visiblemente impactado por lo sucedido, reclamó que la Justicia "investigue la muerte de los chicos como un doble homicidio", ya que creen que no hay forma de que los chicos se hayan encerrado en la heladera por su propia cuenta.

 

"Nosotros ayer a la mañana nos dirigimos a la oficina de desarrollo social para hacer un trámite para tiziano, lo dejamos a él y a sus hermanitos en casa, y el nene salió a jugar a la casa de los primitos, que viven en frente nuestro. Él se levanta temprano y abre la puerta y se va a jugar", contó.

"Queremos que se revele lo que verdaderamente pasó, si hay una justicia de parte de Dios, quiero que se cumpla. Si alguien cometió el error de encerrarlos, que pague lo que hizo porque no es así. Las criaturas no tienen la culpa, son ángeles de Dios", sostuvo en pleno llanto.

 

Por su parte, la madre de Kevin dijo en la puerta de la comisaría de Quilmes, que a su juicio, "los chicos no se encerraron en la heladera" sino que alguien les cerró la puerta y "murieron por la falta de ventilación".

"Pedimos que se investigue todo porque no sabemos lo que realmente pasó. Ellos eran muy chiquitos para cerrar una puerta pesada" explicó la madre del niño de 4 años, y en relación a esto, sostuvo que su hijo era muy flaco, por lo que no entienden como pudo haber dado vuelta la heladera para cerrarla.

La heladera estaba en el fondo de la casa de uno de los niños.

Por último, con lágrimas en los ojos, sostuvo que si alguien le hizo eso a los niños, tienen que pagar. "Yo no le hecho la culpa a nadie, ni sospecho tampoco, pero si a mi nene lo mataron, pido justicia", cerró.