Menu Big Bang! News
Actualidad sin adornos

Navidad porteña: pocas luces, deco austera y balcones "apagados"

Del exceso a la austeridad. No se ven casas ni árboles súper decorados, como otros años. ¿El ánimo cambió, hay indiferencia o la gente prefiere no gastar?

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

A diez días de la Nochebuena, pocas luces todavía. Parece que la crisis también llegó a la Navidad y ni siquiera la “Revolución de la Alegría” que propuso Mauricio Macri alcanza para mitigarla. La decoración excesiva, con pinos nevados, luces de colores y bolas llenas de brillos quedaron en el olvido.

En los últimos años abundaban los balcones llenos de luces led, o con motivos al estilo norteamericano, donde se colocan figuras como renos, Papa Noel, y muñecos de nieve. Ya no, al menos hasta ahora.

Sobresale la austeridad en los elementos de decoración.

Con menos luces y pocos comercios que armaron sus vidrieras con decoración especial, se presenta un clima extraño para las Fiestas. Al menos en Buenos Arires.

Las promociones de las luces esperan motivar las ventas.

No se ven avenidas con muchas luces alusivas, ni árboles espectaculares. Queda únicamente mirar películas como “Mi pobre angelito” o “El joven manos de tijeras”, para suplir la ambientación en la ciudad.

Balcón de Paternal: Navidad austera.

No es un tema de precios únicamente. En distintos sitios se promocionan descuentos y ofertas de red de luces a menos de la mitad de precio: de 250 a $142 pero fueron pocos los que compraron. También se ofertan manguera de luces tradicionales que terminan enredadas al quitarlas del árbol. 

Online hay promociones de todo tipo.

“La gente no compra luces, ni adornos como el año pasado. Prefieren no gastar en eso, como que se le perdió el respeto a la fiesta. Es como que no están en tema. Para ésta época deberían crecer las ventas de regalos en general pero será todo a último momento, porque ahora están pensando en otra cosa”, cuenta Beatriz Caminos, dueña de un polirubro del barrio porteño de Parque Patricios. 

New York vs Buenos Aires: los estilos son distintos.
Una columna y nada más.

Y en cuanto al furor por la compra de regalos el trámite también viene lento. La Asociación Argentina de Empresas de Juguetes y Afines informó que esperan 40% más que lo facturado en la Navidad 2014, pero eso no significa que sea por un aumento en cantidad, sino que al aumentar el valor de los productos debido a la inflación, por consecuencia impactará en la recaudación.

Una guirnalda luminosa arriba, muy arriba. Sola.

Como siempre, lo que no faltará, serán las corridas para comprar algo antes de las 12 y no quedar mal.