Menu Big Bang! News
Actualidad Resolución judicial

Seguirán investigando por mala praxis a los médicos de Fort

Lo resolvió la Cámara del Crimen. Los médicos habían resultado absueltos en primera instancia, pero ahora los camaristas ordenaron que sigan siendo investigados.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La Cámara del Crimen ordenó seguir investigando por mala praxis a diez médicos por la muerte del mediático empresario Ricardo Fort, quien falleció en noviembre de 2013 tras sufrir una "muerte súbita cardíaca".

Lo decidió la Sala V de la Cámara al revocar el sobreseimiento de los médicos que atendieron a Fort en los últimos días en que estuvo internado en el sanatorio de la Trinidad, donde falleció el 25 de noviembre de 2013 por un agravamiento de un cuadro infeccioso generalizado.

Los médicos fueron denunciados por María Paloma Fort, tía del empresario. En la denuncia, cuestionaron que los médicos no actuaron correctamente y que desatendieron al paciente, lo que ocasionó su deceso tras días de internación.

Los médicos que ahora volverán a ser investigados son Silvina Luján Serra, Yanina Sagues, Lucas Angel Stefanini, Daniel Ricardo Stecher, Daniel Weissbrod, Alejandro Druetto, Fernando Lipovetsky, Mercedes Alarcón Suárez, Horacio Renom y Pablo Pardo.

Los camaristas revocaron el fallo de primera instancia, en el que había sido sobreseídos ante el informe de la Junta médica según el cual "no podría asociarse la negligencia médica que pudiera atribuirse a los profesionales que atendieron a Fort con su muerte, ya que respondió a una causal distinta y realmente ajena a su intervención".

Fort ingresó en el Sanatorio de la Trinidad el 24 de noviembre por la tarde, con dolores de rodilla y columna, un problema crónico del empresario y según sus allegados hasta tomaba morfina 60 miligramos para hacer frente al dolor.

Según su familia, cuando Fort fue medicado ni bien ingresó al Sanatorio empezó a tener delirios, con pérdida de espacio y tiempo, y se agravó su situación, por lo que pasó a terapia intensiva y a las pocas horas falleció.

La Junta médica que convocó el juez de instrucción, sostuvo que Fort “falleció con una infección generalizada con la forma clínica de sepsis, pero no de ella".

Según ese informe, "el tratamiento antibiótico empírico realizado por los médicos de terapia intensiva era el correcto y habitual en estos casos ante la presencia del cuadro descrito".

Para los camaristas Mirta López González y Ricardo Pinto "no se determinó si la evolución que registró la infección originada en agosto de 2012 en la rodilla izquierda, hacia un cuadro de sepsis, tuvo incidencia en el resultado luctuoso".

"No se soslaya que el análisis de la intervención médica, plasmado en este informe, se circunscribe a la practicada por los galenos de la Unidad de Terapia Intensiva del Sanatorio de la Trinidad –donde Fort permaneció sólo por un breve lapso y luego falleció– sin embargo nada se ha desarrollado en lo que atañe a la conducta profesional desempeñada con anterioridad a su internación en el citado nosocomio el día 21 de noviembre de 2013".