Bailando 2016 Luchador

Drogas, abandono y éxito: la durísima historia de vida de El Polaco

El finalista del Bailando tuvo que ayudar a su mamá desde que tenía siete años debido a que su papá había caído en las adicciones. El duro camino que tuvo que recorrer hasta ser quién es hoy. 

Durante la noche del miércoles se llevó a cabo la primera semifinal del Bailando por un sueño. Por un lado estaba el último campeón, Federico Bal. El actor estuvo acompañado por Laurita Fernández, su partenaire, y en el piso recibió el apoyo de los familiares de la bailarina.

Pero el protagonista de esta historia no es el hijo de Carmen Barbieri, sino el ganador de la instancia decisiva del certamen: Ezequiel “El Polaco” Cwirkaluk. El cantante de cumbia salió a escena con su compañera de baile, Barby Silenzi, y justo antes de comenzar a bailar las lágrimas brotaron de sus ojos y no pudo contener la emoción de ver a su familia unida apoyándolo.

En un costado de la pista de baile se encontraban sus hermanos Jonathan y Rocío, su mamá Mariana Cwirkaluk y su papá Jorge Carlos lópez, quien es la razón por la cual El Polaco tuvo que luchar desde muy chico para lograr superar los males y ayudar a la familia. Todos ellos fueron a alentar por el artista y aportar con su granito de arena.

La difícil historia de vida de El Polaco

Jorge Carlos tenía una fábrica de aberturas y su madre era ama de casa. Esto ayudó al rubio a tener una vida normal y similar a la de otros chicos hasta los cinco años. A partir de ahí, todo cambió. Su papá perdió el negocio y, desde ese entonces, lucha contra su adicción al alcohol y a las drogas.

"Mi vieja nos tuvo que bancar con 150 pesos que cobraba de un plan. Vivíamos del trueque y de vender lo que teníamos. Pero empezó un infierno en mi hogar y crecí de golpe", confesó el cantante de música tropical en diálogo con la revista Pronto.

Jorge Carlos López, el papá de El Polaco. 

Su papá tuvo que ser internado producto de la depresión y las drogas. A su vez, su mamá enfermó producto de los males que recayeron en la familia. Fue entonces que El Polaco a los siete años tuvo que convertirse en el “hombre de la casa”.

"Tenía que estar detrás de una persona a la que por su estado no le importaba nada. Yo a los siete años tenía gastritis, en lugar de pensar en pasear con mis padres, tenía que acompañar a mi mamá a buscar a mi viejo a los bares", explicó el participante del Bailando.

Según contó en más de una oportunidad, tuvo que despedirse de los juegos y comenzar a pensar como un adulto desde muy chico. Comenzó a ayudar a su mamá, cuidaba de sus hermanos menores y sentía que debía ponerse la familia en sus espaldas.

La familia de El Polaco unida después de mucho tiempo. 

"Seguí estudiando, pero no teníamos un mango, a mis diez años mis padres se separaron. Mi mamá estaba desbordada tratando de mantenernos, porque con cuarenta años y sin el colegio, no es fácil conseguir trabajo", contó y fue entonces que decidió tomar una decisión.

"A los 13 me interné en un centro de rehabilitación en Córdoba para que mi mamá no se tuviera que ocupar de mí. No tenía adicciones, pero no quería molestar en mi casa". Mientras tanto, su padre no se daba cuenta de lo que pasaba y según dice "aún hoy" no se da cuenta.

Las lágrimas de El Polaco al hablar de su familia.

El Polaco estuvo internado durante seis meses. Según cuenta, salió “hecho un hombre” a los 13 años. "Entendí que las etapas que había quemado de chico no volverían, así que volví a la casa  de mi vieja dispuesto a salir adelante", se lamentó.

Fue así que, con mucha fuerza de voluntad y ganas de sacar a su familia del barro, regresó al colegio, comenzó a meterse en el mundo de la música y aprendió a tocar el bajo, la guitarra y la batería sin ninguna persona que lo ayudara.

La estrella de la cumbia

En el 2006 acreditó su primer material discográfico “Vuelve Te Lo Pido”, el cual en poco tiempo junto a sus temas se convirtieron en los más pedidos en emisoras radiales y canales de televisión. Poco tiempo después alcanzó el disco de oro por sus ventas.

El primer disco de El Polaco. 

Un año más tarde, El Polaco realizó su primera presentación en Chile, en la ciudad de Temuco. La felicidad del cantante era inmensa, ya que cantó ante más de 10 mil personas. A partir de ahí, su carrera no dejó de crecer y hoy es finalista de uno de los programas más vistos de la televisión.

El Polaco con sus hijas en ShowMatch. 

A lo largo de su vida, se lo ha vinculado sentimentalmente con decenas de mujeres. Pero encontró el amor junto a Valeria Aquino, madre de su hija Alma, y en Karina “La Princesita” Tejeda, con quien tuvo a Sol Celeste. Con ambas mantiene una buena relación más allá de alguna que otra polémica y, por ahora, no se le ha confirmado otra pareja formal.  

Palabras Claves
ver más