Menu Big Bang! News
Comunidad

Viagra femenino bienvenida la revolución sexual

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Flibanserina, ese es el nombre de la pastillita de color rosa que promete devolver el deseo sexual a las mujeres, aunque todo el mundo ya la llama viagra femenina. Su comercialización acaba de ser aprobada en Estados Unidos, por lo que a partir de octubre ya será una realidad para millones de mujeres.

Comúnmente denominada viagra femenina, lo cierto es el nombre con el que se comercializará a partir del 17 de octubre de 2015 en Estados Unidos es Addyi. Su término químico es flibanserina, y se trata de una sustancia cuyo objetivo es potenciar el deseo en mujeres premenopáusicas que sufren el conocido desorden de deseo sexual hipoactivo. Probablemente, como ha sucedido con su versión masculina, con el paso del tiempo vendrían mejoras hacia este medicamento que ampliarán el número de mujeres que pueden utilizarlo.

Pero ¿Cómo funciona exactamente? Mientras que la viagra masculina aumenta el flujo sanguíneo, la femenina lo hace sobre el cerebro de las mujeres, incrementando los niveles de dopamina y norepinefrina y disminuyendo la serotonina. Inicialmente fue investigada como medicamento antidepresivo, aunque posteriormente se comprobó que funcionaba aumentando el deseo sexual.

"La aprobación ofrece a las mujeres consternadas por su bajo deseo sexual una posibilidad de tratamiento aprobado", explicó la doctora Janet Woodcock, directora del Centro de Evaluación e Investigación de Medicamentos (CDER) de la FDA. "El tratamiento con Addyi sólo estará disponible a través de profesionales sanitarios certificados y farmacias certificadas. Los pacientes y los médicos prescriptores deben comprender totalmente los riesgos asociados con el uso de Addyi antes de considerar el tratamiento", concluyó Woodcock. Y es que sobre sus riesgos y efectos secundarios se ha hablado largo y tendido.

¿Resulta realmente efectva Addyi? El principal problema a la hora de aprobar el medicamento en las anteriores ocasiones fue que los resultados no eran para tirar cohetes. En los ensayos clínicos que se realizaron, se hizo probar la viagra a mujeres con una media de dos o tres actos sexuales satisfactorios al mes, y tras el consumo del fármaco, el número de relaciones satisfactorias solo aumentó en uno más por mes. En este ensayo de 24 semanas, la farmacéutica que ha desarrollado la flibanserina, Sprout Pharmaceuticals, afirma que ha conseguido ayudar a entre el 46% y el 60% de las mujeres que lo tomaron.

En cambio, uno de los expertos que componían el comité de la FDA afirmó que, ajustando los resultados al efecto del placebo, el medicamento en realidad solo había ayudado a mejorar las relaciones sexuales del 10% de las mujeres en estudio. A sus, de momento, no demasiado elevados resultados, se unieron sus posibles efectos secundarios (desmayos, mareos, sueño, disminución de la presión arterial, náuseas...) lo que provocó su rechazo en las dos anteriores ocasiones.

 

 

Fuente: enfemenino