Menu Big Bang! News
Deportes crisis personal

¿Qué le pasa a Éder Álvarez Balanta?

Desde hace meses, el defensor colombiano de River sufre una crisis emocional que le influye en su rendimiento. Frente a Chapecoense profundizó su mal momento deportivo y le pidió el cambio al DT.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El defensor colombiano Éder Álvarez Balanta vive sus horas más difíciles vistiendo la camiseta de River. Cometió varios errores defensivos graves en los dos goles del Chapecoense de Brasil. Sufre una crisis depresiva que influye en su flojo rendimiento. 

Tras el flojo rendimiento le pidió el cambio a Marcelo Gallardo y debió abandonar el campo de juego por decisión propia, golpeando su cabeza contra el banco de suplentes.

El jugador vive una crisis personal, con momentos depresivos, que preocupan al cuerpo técnico de cara al Mundial de Clubes. El mal momento se ha profundizado durante estos meses y en River no descartan una atención psicológica para sacarlo del pozo anímico que sufre.  

"No hay que culpar a Balanta", expresó su compañero Gabriel Mercado luego del partido.

"Es un chico con un futuro enorme, es un jugador de selección, al que no le tocó hacer un buen partido. pero tiene el apoyo de todo el grupo para levantar. Para nosotros es muy importante", agregó Carlos Sánchez.

El momento en el que pide el cambio 

“Me siento un poco agobiado, no puedo tener la tranquilidad que me caracteriza. Dentro de todo, trato de abstraerme, poder estar tranquilo y poder pensar algunas cosas. La vida da muchas vueltas, así como un día se pueden tener muchas cosas puede dar un giro total y quedarse sin nada”, opinó hace un par de años en una entrevista. 

Álvarez Balanta vive una crisis personal y quiere recuperarse. 

“Hay muchas personas que están alrededor mío tratando de orientarme, mis compañeros del plantel, mi familia. Y también influye mucho la confianza, uno tiene que ser fuerte en ese tema. Y la soledad también me ayudó bastante”, concluyó

El equipo Millonario logró la clasificación, perdiendo 2 a 1, con graves errores defensivos del marcador central cafetero. El 3 a 1 en el partido de ida en favor del equipo argentino ayudó para lograr la clasificación a semifinales.

El defensor saltó a la fama de la mano de Matías Almeyda, que lo promocionó a la Primera División en 2012 con grandes actuaciones que lo llevaron a ser convocado por José Pekerman en el seleccionado colombiano.