Menu Big Bang! News
Dinero Herencia K

Soja 2016: sueñan con que el "yuyito" traiga "viento de cola"

Las cotizaciones del mercado a futuro están lejos de lo esperado en el Presupuesto 2016. El panorama de las economías de los mayores productores sojeros mundiales y las variables económicas para el primer año del próximo gobierno.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Mientras los ojos del mundo están puestos en la gira del Papa Francisco por Cuba y Estados Unidos, los presidenciables se preocupan por la caída del precio de la soja. Es que si bien el ministro de Economía, Axel Kicillof, presupuestó el “yuyito” a US$ 375 por tonelada para la próxima campaña, el mercado firma contratos a futuro por US$ 320. Esta es una de las claves por la cual el Presupuesto 2016 proyecta un crecimiento económico del 3%.

El Gobierno presupuesta para 2016 una soja a US$ 375 por tonelada, pero el contrato a futuro ronda los US$ 320.

La oleaginosa cerró ayer a US$ 316,65 por tonelada en el mercado de Chicago. Y los contratos a futuro se firman en US$ 323 para mayo 2016 y US$ 320 para septiembre 2016.  En el caso del productor argentino, luego de pagar el 35 % por retenciones, sólo recibiría US$ 210 por tonelada, según la bolsa de Rosario.

El Gobierno presupuesta un superávit comercial de US$ 4.040 millones, pero depende de los “sojadólares”.

El complejo sojero representa el 25,39 % de las exportaciones totales, según el Indec. De la diferencia entre lo presupuestado por el Gobierno y lo proyectado por el mercado depende el ingreso genuino o no de dólares. El ministerio de Economía sostiene que el superávit comercial 2016 sería de US$ 4.040 millones. Para eso, el “yuyito” debería promediar los US$ 375 por tonelada, muy lejos de los contratos a US$ 320.

El Gobierno debe pagar el Boden 2015. Las reservas del Banco Central bajarían a US$ 30.000 millones.

Las reservas internacionales podrían acercarse este año a los US$ 30.000 millones. La lluvia de “sojadólares” aliviaría la sequía del Banco Central.

Contexto internacional

En la próxima campaña sojera, Estados Unidos cosecharía 107 millones de toneladas; Brasil, 97 millones; y Argentina, 57 millones, según el Departamento de Agricultura de los Estados Unidos. La producción de los tres países representa el 81 % de la producción mundial.

Sin embargo, el gobierno de Dilma Rousseff devaluó 50 % en lo que va del año mientras que el gobierno de Cristina Kirchner sólo 10 % en el mismo período. De esta manera, Brasil recuperó competitividad frente a la Argentina.

Mientras Cristina Kirchner espera por su encuentro con el Papa Francisco, los candidatos le rezan a la soja.

Por su parte, el gobierno de Xi Jinping informó que la economía de China sólo crecería 6,9% en 2015, lejos del 7,4 % en 2014 y  el 7,8 % en 2013. La desaceleración del principal importador de soja desinflaría la demanda y, finalmente, la cotización a nivel internacional.

Mientras Cristina Kirchner se prepara para su próximo encuentro con el Papa Francisco en Estados Unidos, los presidenciables Daniel Scioli, Mauricio Macri y Sergio Massa ya le rezan a la soja. Ellos también quiere disfrutar de un “viento de cola”.