Menu Big Bang! News
Show Amor y escándalos

El Dipy y Mariana Diarco: sexo, mentiras, videos y violencia

El cantante de cumbia y la vedette pasaron varios estados en su relación: del amor y el anuncio de la paternidad en cámara a la separación, las amenazas de divulgar videos íntimos, revolver la basura para encontrar marihuana, golpes y denuncias por violencia de género. Un tercero híper famoso en discordia y otra vez el amor. Una pareja poco convencional. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El Dipy se llama Adrián Martínez. Y El Dipy es un cantante de cumbia que está de novio con Mariana Diarco. Los dos componen una pareja poco convencional, sometida a los vaivenes propios de la juventud pero potenciada por ciertas desmesuras.

Idas y vueltas condimentadas con exposición mediática, videos íntimos, terceros en discordia y una grave denuncia de violencia de género. Pero ahora atraviesan un momento de plenitud amorosa, y fue él quien la contuvo después de sufrir un ataque de pánico en el programa “Intrusos”. 

El Dipy contuvo a Mariana Diarco en el ataque que tuvo durante el programa “Intrusos”. 
Atravesaron vaivenes y ella lo denunció por violencia de género.

En una de las quichicientas entrevistas que dio después de la primera ruptura con Diarco, El Dipy dijo en tele una gran verdad: “Muchos de ustedes me tuvieron que googlear para saber quién soy”.

Claro que aquella aparición mediática no fue feliz: se dio después de que su novia lo acusara de “psicópata” y de haberla golpeado. Y en efecto, durante la nota la modelo tiene la cara hinchada y marcada por los golpes. Este episodio fue durante la temporada veraniega 2015.

Pero no era la primera vez que El Dipy aparecía vinculado a un episodio de violencia. En un episodio poco claro, un ex novio despechado le baleó el auto una madrugada cuando llevaba a Daiana Antivero -más conocido como “la narcomodelo”- a la casa.

En 2013, el cumbiero formó parte de la troupe de Ricardo Fort, y fue un torbellino. Tuvo constantes encontronazos con un bailarín de la obra llamado Fede Baldino, una figura del momento surgido al calor del reality show producido por Ideas del Sur, “Soñando por bailar”.

Las discusiones -como todas las de este tipo- fueron escalando en cámara y los muchachotes se fueron a las manos. Terminaron rodando por el piso y con Baldino lanzando dos dolorosos epítetos: “Cornudo” y “Golpeador”.


En aquellos tiempos de separación con Diarco se hicieron frecuentes las visitas televisivas. La parejita tuvo (y tiene) predilección por los videos caseros. Parece que se grabaron largo y tendido. Como muestra, el Dipy dio a conocer un video de su novia revolviendo la basura en busca de un porro. Y amenazó con divulgar grabaciones porno.


Comenzó subiendo una foto subida de tono y, otra vez, hubo un divertido cruce tuitero entre los tortolitos que terminó mal. Lo que comenzó como chiste y hasta como coqueteo derivó en feroz pelea.

Diarco es una provocadora nata: sube en forma permanente fotos hot a la web.

El amor de su vida

Pero no todo fueron peleas en la relación entre Dipy y Diarco. De ninguna manera. De hecho, ella lo soprendió al aire con una maravillosa noticia.
 
En pleno show en el programa cumbiero “Pasión de Sábado”, la mujer le comunicó que estaba embarazada y que iba a ser papá. Después perdió el embarazo y a las 2 semanas la pareja se separó. Ella lo acusó de someterla a una feroz presión psicológica, que causaría el triste desenlace. 
 


Hoy, la pareja atraviesa un momento de romance y amor pleno. Se lo declaran a diario en las redes sociales. Pero hay un tercero en discordia: el “Pocho” Ezequiel Lavezzi.

El jugador del seleccionado revolotea para conquistar a Mariana Diarco, y ella parece haberse prestado al coqueteo, aunque sea virtual. Tan afecta a grabar sus videos en video, difundió llamadas telefónicas entre Lavezzi en París y ella en Buenos Aires. El Dipy asegura que él estaba monitoreando la situación. 

También subió a la web una foto del delantero en tanga. El coqueteo del “Pocho” con la vedette provocó insultos, invitaciones a pelear y aclaraciones varias. Pero el colmo se dio cuando Lavezzi le cantó a Diarco un fragmento de “Me cabió”, un tema popularizado por su novio, que reza: “Me re cabió, mi chica me dejó por un chabón más feo que yo”.