Menu Big Bang! News
Show Embarazos deseados

Verduras, almidón y aceto: los insólitos antojos de las famosas

Aunque luego tienden a recuperar su figura en cuestión de semanas, las famosas demostraron que son muy poco cuidadosas durante el embarazo. Llamativos antojos y extraños pedidos.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Embarazada de su tercer hijo, Rocío Guirao Díaz sorprendió al revelar en las redes sociales el insólito listado de sus antojos que incluye, entre otros, edamames, vainas de soja hervidas con agua y sal. La mujer de Nicolás Paladini no está sola en el club y se suma a la troup de las famosas con insólitos pedidos.

 

Merienda Nro 35 en @misterblockcafe �� Todos los antojos de mi bebito/ta los resuelvo en un solo lugar��

Una foto publicada por Rocio Guirao Diaz (@rochiguirao) el

 

Buen día! #antojos ��

Una foto publicada por Rocio Guirao Diaz (@rochiguirao) el

Luisana Lopilato, por ejemplo, reveló que muere por los sándwiches de queso acompañados por mantequilla de maní. “Intento cuidarme, pero me tienta todo. En mi primer embarazo la obstetra me retó porque me pasé un poco”, reconoció la rubia.

 

Y volvimos al lifetour!! Allá vamos Las Vegas! #bus #family #hola2016

Una foto publicada por Luisana Lopilato (@luisanalopilato) el

 

Esta es la parte que mas me gusta de levantarme temprano! #darletodoslosgustos #desayunox3

Una foto publicada por Luisana Lopilato (@luisanalopilato) el

Para evitar futuros excesos y recuperar rápido la figura luego de dar a luz, la rubia encaró de modo distinto la llegada de su segundo hijo y le encargó a su hermana nutricionista, Daniela, una dieta especial que incluye vegetales con cereales, condimenta con jugo de limón, evita las golosinas y se priva de las gaseosas.

 

Yo a esto lo llamo EMBARAZO POTENTE!! #3amsuperhungry #sweethusband #peanutbutter #grilledcheese #mmmm

Una foto publicada por Luisana Lopilato (@luisanalopilato) el

Paula Chaves reconoció haber engordado 36 kilos durante el embarazo de Olivia. “No puedo parar de comer. Camino hacia atrás para que Pedro (Alfonso) no me vea la celulitis”, reconoció en su momento.

La modelo engordó 36 kilos durante su embarazo. Se hizo fan de las mandarinas.

Pero los antojos que reveló no condicen con la cantidad de kilos que dijo haber aumentado. Y es que, según la modelo, sus perdiciones fueron las mandarinas, la tarta de zapallitos y el aceto balsámico.

Atravesó su embarazo en Carlos Paz por los compromisos teatrales de su marido.

Otra que en breve se sumará al club de las primerizas es Zaira Nara. La modelo atraviesa su sexto mes de gestación y oscila entre lo sano y lo pesado. “No hay nada mejor que llegar a casa y comer fideos con crema”, reconoció desde las redes sociales.

 

Esperandote bebita ✨

Una foto publicada por Zaira Nara (@zaira.nara) el

 

F E L I Z C H U R R O

Una foto publicada por Zaira Nara (@zaira.nara) el

Pero no todos son excesos. La hermana menor de Wanda también se tienta con colaciones más saludables como las cerezas y, claro, se lo hace notar a su novio, el empresario turístico Jakob Von Plessen. Wanda, en cambio, tuvo debilidad por los panqueques caramelizados y la muzzarella.

 

Navidad y mis casi 9 meses ������

Una foto publicada por Wanda nara (@wanditanara) el

Jimena Barón la vivió a la distancia. Instalada por entonces en Inglaterra (y luego en Italia), la actriz padeció no tener una panadería criolla cerca. “Muero por una medialuna o una torta de ricota de las panaderías de Lanús”, confesó, al tiempo que sumó: “Y una buena pizza o milanga”.

 

Una foto publicada por @baronjimena el

 

Dance Baby ������❤️

Un vídeo publicado por @baronjimena el

Lo mismo le sucedió a Dallys Ferreira, quien atravesó todo su embarazo en la Argentina y lejos de su Paraguay natal. “Estoy ansiosa por terminas mis exámenes y poder darme una escapada a mi país. Tengo muchos antojos de chipá, vorí vorí (una sopa) y mbejú (panqueque de almidón)”.

La China sucumbió ante los encantos de la chocolatada y la torta de merengue.

Otra que sucumbió a la tentación por lo dulce fue Eugenia “la China” Suárez. Mientras esperaba la llegada de Rufina, la rubia reconoció que comió tortas en exceso, en especial la de chocolate con merengue. Como si fuera poco, se hizo adicta a las chocolatadas: “Voy a morir de indigestión a este ritmo”.