Menu Big Bang! News
Mundo Para el 20 de septiembre

El Primer ministro griego presentó su renuncia y convocó a elecciones anticipadas

El acuerdo con la Unión Europea y el FMI había provocado que un tercio de los legisladores de Syriza le retiraran el apoyo. El pueblo también lo había rechazado a través del masivo “No” en el referéndum de julio.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El primer ministro griego, Alexis Tsipras, presentó hoy a la tarde su renuncia al presidente de la república, Prokópis Pavlópoulos, y convocó a elecciones anticipadas para el 20 de septiembre. Ese día, el Consejo de los Helenos deberá formar nuevo gobierno. El líder de Syriza, hasta ahora el partido de gobierno, había llegado al poder el 26 de enero de este año apoyado por el 36,34% de la sociedad, que resistía tanto a un pacto con la “Troika” como a la salida de la Zona Euro.

El primer ministro Alexis Tsipras presentó su renuncia por las críticas al acuerdo firmado con la “Troika”.

A partir del nuevo acuerdo, la Unión Europea y el Fondo Monetario Internacional (FMI) cederán € 86.000 millones, mientras que el Gobierno deberá aplicar las “recetas” clásicas: aumento de impuestos y reducción del gasto público.

Por caso, una mayor presión impositiva a las navieras, uno de los sectores productivos más importantes de la república, y una reestructuración negativa del régimen jubilatorio. A cambio, los acreedores griegos aceptaron moderar el ajuste fiscal: un superávit primario de 0,25% del PBI en vez de 1% para el 2015; 0,5% para 2016; 1,75% para 2017; y 3,5% para 2018. De esta manera, el ajuste se reducirá en € 20.000 milllones.

Referéndum y después

OTRO TIEMPO. Syriza había llegado en enero al Gobierno rechazando realizar el ajuste de la “Troika”.

El pueblo helénico ya había anticipado su oposición a las presiones extranjeras. Es que el 61% de los griegos había gritado “No” en el referéndum sobre el acuerdo con la “Troika”, realizado el domingo 5 de julio. Un día después, el ahora exministro de Economía, Yanis Varoufakis, renunció para descomprimir la delicada situación del Gobierno hasta hoy encabezado por Alexis Tsipras.