Menu Big Bang! News
Mundo Gira por Africa

En Kenia, el Papa condenó al terrorismo: "Basta de violencia"

En su viaje más riesgoso, Francisco condenó a los grupos extremistas. Pidió terminar con la violencia y “dejarse elegir” por Dios.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

En lo que en un principio se consideró como la gira más peligrosa que iba afrontar el papa Francisco, hasta ahora los hechos demuestran que todo transcurre en paz. En un encuentro religioso ecuménico celebrado en Nairobi, la capital de Kenia, su primer destino de la gira por Africa, Francisco pidió terminar “con el odio y la violencia”, dijo que había que dejar de usar a la religión para justificar la violencia, y lamentó el sufrimiento que causaron los grupos extremistas a los jóvenes. 

El Papa pidió terminar con el oidio y la violencia.

En Kenia se encuentra Al Shabab, un grupo extremista que en 2014 asesinó a más de mil personas en diversos atentados en el cuerno de África. Está vinculado a Al Qaeda y Boko Haram y perpetró ataques en Kenia desde que entró en conflicto somalí en 2011.

El Papa con los cardenales, en medio de la misa.

“Todo el que se dejó elegir por Jesús es para servir al pueblo de Dios. Servir a los más pobres, a los más descartados, a los más sufridos. A los niños y a los ancianos. También a la gente que no es consciente de la soberbia y del pecado que lleva adentro. Dejarse elegir por Jesús es dejarse elegir para servir a Jesús. No para hacerse servir”, dijo en medio de los aplausos de los asistentes.

“Hay que servir a los pobres, a los niños y a los ancianos

Reflexión

“¿Por qué sufren los niños?”, se preguntó. “Cada vez que saludo a niños con cáncer o con alguna otra enfermedad mala, me pregunto por qué. Y no tengo una respuesta válida. Solamente miro a Jesús. Hay situaciones en la vida que solamente nos llevan a llorar mirando a Jesús en la cruz.
Y esa es la única respuesta para ciertas injusticias, ciertos dolores y ciertas situaciones de la vida”, concluyó el Papa. 

Al Papa se lo vio con energía y sonriente.

Con una agenda intensa, visitará tres países en constante conflicto social, político y religioso: tras su paso por territorio keniata, visitará la República Centroafricana y el viernes finalizará el viaje en Uganda.