Menu Big Bang! News
Mundo la crisis migratoria

La conmovedora historia de Aylan, el nene que murió buscando la libertad

Aylan Al-Kurdi y su hermano mayor, Ghalib, están entre las 11 personas que se ahogaron cuando intentaban cruzar el Mediterráneo en dos botes que habían partido de la isla griega de Kos.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Las imágenes sacudieron al mundo: un nene yaciendo boca abajo en la arena, mientras un oficial se para a su lado.

Uno de los nenes sirios, ya fallecido.

Hoy se supo que las víctimas eran en verdad dos chicos sirios -Aylan Al-Kurdi y su hermano mayor, Ghalib-, que murieron al hundirse su barco en la costa de Turquía.

El nene era una de las 11 personas que intentaban cruzar el Mediterráneo.

Se trataba de dos fugitivos kurdos de la guerra que azota a su país. Fue en la playa de Bodrum, en el sur de la franja asiática de Turquía.

Las imágenes “sirven como recordatorio de que, mientras los líderes europeos intentan evitar que los refugiados se asienten en el continente, cada vez más personas mueren en su desesperación por huir de la persecución y conseguir seguridad”, recordó The Independent.

Como otros medios, el diario inglés decidió publicar las fotos “porque, además de las palabras simplistas sobre la crisis migratoria, es demasiado fácil olvidar la situación desesperante que sufren muchos refugiados”.

Los hermanos Al-Kurdi, la cara del drama europeo.

El niño que murió en la playa es uno de los 11 refugiados sirios muertos después de ahogarse al intentar cruzar el Mediterráneo en dos botes que habían partido de la isla griega de Kos.