Menu Big Bang! News
Mundo Caras de la tragedia

Michelli, la reina de belleza que murió tres meses antes de su boda

Tenía 31 años y llevaba siete viviendo en París. Se había comprometido en agosto con su novio, un músico italiano.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Michelli Gil Jaimez  tenía 31 años y había dejado en 2008 su México natal para continuar sus estudios Francia. Llevaba algunos años instalada en París y trabajaba en el restaurante de comida asiática Petit Cambodge, en la calle Alibert del Distrito X, uno de los primeros escenarios en los que comenzó la ola de atentados yidaistas. Murió 18 días después de haberse comprometido con su novio y tres meses antes de su boda.

La pareja llevaba tres años de noviazgo y se había comprometido en agosto.

La joven había nacido en Tuxpan, Veracruz, y estudió Licenciatura en Administración de Negocios Internacionales en la Universidad de las Américas. Un año antes de partir rumbo a París, la joven se consagró con dos títulos: fue Nuestra Belleza Tuxpan 2007 y Nuestra Belleza Veracruz 2007. Luego de la coronación, se mudó a Francia para hacer un posgrado en Em Lyon y allí conoció a Filo, un joven músico nacido en Milán que también buscaba mejor suerte en tierra francesa.

Iban a casarse en tres meses: primero en México y luego en Italia.

Después de dos años de relación, Filo llevó a su novia a Italia para presentársela a su familia y sorprendió a la joven con una propuesta de compromiso. “¡Ella dijo que sí!”, relató emocionado el 26 de octubre desde su cuenta de Facebook. Ella hizo lo propio: lo anunció en la misma red social con una dulce postal de la pareja.

La joven de 31 años murió acribillada en el restaurante en el que trabajaba.

Iban a casarse en tres meses y la organización de la boda la tenía muy estresada. Iban a celebrarla primero en Tuxpan y luego viajarían a Italia para festejar junto a la familia del músico. Pero los planes y la emoción de la pareja sucumbió el viernes ante las balas de los rifles Ak-47 del Estado Islámico. “Te amo, mi amor. Descansá en paz”, fue el escueto mensaje con el que el músico despidió a su “reina” en las redes.