Menu Big Bang! News
Mundo Costas Isychos

Nació en Quilmes, tiene 57 años y es ministro de la Grecia en crisis

Costas Isychos es funcionario del gobierno de Alexis Tsipras. Nació en Quilmes, tiene 57 años y vive desde 1980 en Grecia, donde fue uno de los fundadores de Syiriza, la coalición que gobierna. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Costas Isychos dejó la Argentina en los comienzos de la dictadura, en 1976, junto a su familia. El año pasado fue uno de los creadores del movimiento Syriza, que en enero pasado se transformó en gobierno, y que hoy está en el centro de las noticias por atravesar una crisis que podría alejarlo de la Unión Europea.

Hoy es el viceministro de Defensa, asegura que “la torika europea es un mecanismo neocolonial” y opina que el FMI debe jugar un papel constructivo y “no pedir reformas donde la oligarquía no pague la crisis”.

Durante el año pasado, Isychos fue uno de los miembros más activos en la conformación de la coalición Syriza junto con el primer ministro griego, Alexis Tsipras. En enero pasado, tras las elecciones, Isychos asumió como viceministro de Defensa. “Ante el terror financiero, el pueblo griego eligió el camino de la democracia”, resumió tras el referéndum del último domingo.

Pero la historia de Costas es compleja: nació en el partido de Quilmes, al sur del Gran Buenos Aires. Tiene 57 años y estudió Ciencias Sociales en la Universidad de York, en Canadá. Luego, en 1980 viajó a Grecia para conocer la historia de sus antepasados. Su intención no era quedarse a vivir, pero las prioridades cambiaron: se enamoró de la que hoy ya considera su propia tierra. “Me siento bien de tener dos hogares, dos patrias, dos familias entre dos continentes muy lejanos pero con idiosincrasias y culturas muy similares”, señaló en una entrevista meses atrás.

El viceministro, junto al premier Alexis Tsipras y el ministro de Trabajo, Carlos Tomada

Doce años después de su llegada a Grecia, en 1992 fue uno de los fundadores de Syriza, la izquierda radical en ese país que en enero ganó las elecciones. “Mi abuelo estaba muy involucrado en la política y siempre me hablaba de la guerra civil griega y de la ocupación nazi. En vez de contarme cuentos que se les cuentan a los niños, me explicaba cosas sobre su vida”, recordó el viceministro en una entrevista con la agencia española EFE.

El Ministerio de Defensa griego es el único que está comandado por uno de los partidos “socios” de la coalición Syriza, la derecha nacionalista Griegos Independientes. Su lider, Panos Kamenos, es el titular de la cartera en la que Isychos es viceministro.

Además, indicó que a pesar de que ahora sea parte del gobierno, trata de “vivir como antes” y que está en contacto directo con el pueblo, “caminando las plazas, acudiendo a bares con amigos por la noche si hay tiempo”. “Las críticas, buenas y malas, son necesarias para el gobierno”, analizó.

Pero ahora no hay tiempo para bares. Desde hace meses que Grecia tiene la soga en el cuello, apretada por la troika europea, un grupo de decisión integrado por el FMI, la Comisión Europea y el Banco Central Europeo. El viceministro entiende que el domingo pasado, en el referéndum de consulta donde se impuso el “no” a las propuestas de ajuste, el pueblo “tomó la decisión porque son propuestas ultraliberales que en los últimos cinco años destruyeron a la economía de Grecia”. Por ahora, el país heleno se encuentra en una “mora” de su deuda con los acreedores internacionales. El primer vencimiento del pago asciende a 1,6 mil millones de euros que el gobierno se niega a pagar.

Hoy se reunirán los líderes de la eurozona y los ministros de Economía para estudiar la situación de Grecia y se espera que el gobierno heleno formule una propuesta concreta sobre cómo afrontar la deuda.