Menu Big Bang! News
Mundo Quiere juntar 1.600 millones de euros

Un zapatero británico busca salvar a Grecia de la crisis financiera

Un zapatero británico comenzó una campaña a través de Internet para recaudar fondos y hacerle frente a la deuda de 1.600 millones euros que tiene el país heleno con el FMI. Hasta ahora, recaudó poco menos de un millón y medio.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La crisis en Grecia aprieta. Luego de seguir las recetas económicas que en otros tiempos no le funcionaron a países como la Argentina, ahora deben hacerle frente a una enorme deuda con el Fondo Monetario Internacional (FMI) y con el resto de los acreedores de la eurozona.

Este martes venció el plazo para pagar el primer tramo de la deuda con el FMI, que evitaría a los griegos caer en el default. De todos modos, el incumplimiento colocó a Grecia en una zona de “mora” con el fondo, ya que el estatuto del organismo internacional asegura que los países prestatarios, que a la vez son miembro, no entran en “default” cuando no cumplen con un pago, sino en mora.

Pero sin lugar a dudas, el detalle más curioso que tiene la crisis que afronta el país heleno es una campaña que explotó en las redes sociales en las últimas horas: un zapatero inglés propuso en un sitio web de financiamiento colectivo recaudar 1.600 millones de euros para que Grecia pague su compromiso con el FMI.

Todos los colores: se pueden donar desde 3 hasta 1 millón de euros

Thom Feeney publicó el aviso en la web Indiegogo, donde se busca de manera colectiva financiar proyectos independientes. Discos, comercios y desarrollo de inventos son algunas de las iniciativas que buscan financiamiento a través de la plataforma. Hasta ahora, el pedido reunió 1.325.372 euros, una cifra alejada de los 1.600 millones que se necesitan.

Las plataformas de financiamiento colectivo funcionan a través de un sistema de recompensas: cuanto más dinero se suma al proyecto, el nivel de las devoluciones aumenta. En este caso, si se suman 3 euros, se recibe una postal del primer ministro griego, Alexis Tsipras. Con 6, una ensalada griega. Con 10, una botella de licor. De sumar 25 euros, la recompensa es un vino griego, mientras que con 160 se recibe una canasta de alimentos típicos del país heleno. Si se suman 5.000 euros, se accede a unas vacaciones para dos personas en Grecia. A los adinerados que donen 1 millón de euros, se los compensará con todos esos regalos juntos.

Aunque no pisó nunca Grecia, Thom Feeney, de 29 años, es el ideólogo de la propuesta.

“Se trata de un intento real de hacer algo. Pero por lo menos es importante plantear la cuestión de la difícil situación del pueblo griego en este momento”, señaló el ideólogo de la propuesta, Feeney. De todos modos, explicó que si no se cumple con el objetivo, todo el dinero será reembolsado.

Feeney es un zapatero británico de 29 años que hizo las cuentas y analizó que si cada europeo suma tres euros al proyecto, Grecia puede afrontar su deuda con el FMI. “Yo nunca he estado involucrado en la política griega. Veo la campaña más como una ayuda al pueblo griego que involucrarse con la política”, puntualizó.