Menu Big Bang! News
Policiales Crimen impune

Después de 30 sospechosos hay un nuevo detenido por el crimen de Lola

La prensa uruguaya dijo que el hombre había dicho que participó en el crimen de la adolescente de 15 años. Será sometido a una prueba de ADN para cotejar con las muestras de sangre hallados en la mochila de la adolescente.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La Justicia de Uruguay detuvo hoy a un hombre en el departamento de Canelones, quien dijo a la policía que participó del asesinato de la adolescente argentina Lola Chomnalez, perpetrado en diciembre en Barra de Valizas, departamento de Rocha, en Uruguay.

Es el sospechoso número 31 detenido por el crimen de la joven asesinada en diciembre del año pasado. El hombre será trasladado al juzgado de Rocha para ser sometido a una prueba de ADN, a fin de confirmar si coincide con las manchas de sangre halladas en la mochila de la joven.

Las mismas fuentes manifestaron que el hombre "dijo haber participado en el asesinato" de la adolescente, según informó la agencia DYN.

Lola estaba de vacaciones con su madrina.

Medios uruguayos reportaron que el hombre, apodado “El Huguito”, que cuenta con antecedentes penales, era buscado por la policía desde enero a raíz de declaraciones de testigos que habían asegurado que lo vieron en la zona del Barra de Valizas cuando fue cometido el asesinato.

En el transcurso de la investigación por el asesinato de la adolescente de 15 años fueron detenidas 30 personas, que luego fueron liberadas. Además, se realizaron al menos 25 pruebas de ADN, cuyos resultados dieron negativo.

La última detención se había concretado el 22 de julio, cuando la policía uruguaya apresó a un hombre con antecedentes policiales, quien cambió su declaración al menos cuatro veces, sostuvo en esa oportunidad el ministro de Interior de ese país, Eduardo Bonomi.

El cuerpo de Chomnalez fue hallado el 30 de diciembre enterrado entre dunas del balneario Barra de Valizas, dos días después de haber sido vista por útima vez, cuando salió a caminar por la playa.

La joven había llegado el 27 de diciembre al balneario uruguayo para pasar unos días con su madrina, Claudia Fernández, el esposo de la mujer, Hernán Tuzinkevic, y su hijo adolescente.

La autopsia reveló que la menor de edad había sufrido varias heridas cortopunzantes en el cuello, los brazos y el tórax, y que la causa de la muerte fue por asfixia, por la obstrucción de las vías respiratorias al quedar sepultada en la arena.

La policía encontró la mochila de Lola.

Días después del hallazgo del cuerpo de la adolescente de 15 años la policía encontró en la misma zona su mochila, que tenía manchas de sangre, por lo que el ADN fue cotejado con el de varias personas que fueron apresadas en el marco de la investigación.

El médico forense de ese país Guido Berro dijo en febrero que la joven murió tras ser sofocada contra la arena por una persona con poca fuerza, por lo que estimó que pudo haber sido una mujer o un adolescente.

La madrina de Chomnalez, su esposo y el hijo de éste fueron sometidos el 12 de mayo a pericias psicológicas en Uruguay, por disposición de la jueza a cargo de la causa que investiga el crimen, Silvia Urioste.