Menu Big Bang! News
Policiales INSEGURIDAD

La General Paz, paraíso del delito: robos, crímenes y tiroteos

En los últimos días aumentaron los robos y asesinatos en la traza de la avenida que divide a la Ciudad de Buenos Aires de la provincia. San Martín, uno de los partidos más afectados. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La avenida General Paz marca algo más que la división entre la provincia de Buenos Aires y la Ciudad. Sus 24,3 km de extensión, desde la avenida Lugones, en las cercanías del Río de la Plata, hasta el Puente de la Noria, sobre el Riachuelo, se han transformado en un paraíso para los delincuentes, que encuentran en ella una rápida vía de escape luego de cometer algún delito.

La avenida Gral Paz divide a la provincia de la Capital.

En los últimos tiempos, se acentuaron los hechos violentos en toda la zona lindera a esa tradicional arteria, sobre todo en el partido de San Martín. Sin ir más lejos, hace algunos días, un hombre -algunos dicen que se trataría de un vigilador- fue ejecutado a balazos.

En los últimos días, se incrementaron los hechos delictivos en la zona.

En lo que se trataría de un ajuste de cuentas, tres personas lo venían persiguiendo en una moto y, cuando éste se bajó de la suya frente a su casa, doblaron en “U” y lo asesinaron sin mediar palabra y sin robarle objeto alguno.

Otro hecho similar se produjo cuando una banda de asaltantes asesinó en el cruce de Superí a un hombre de seguridad privada para robar un camión que transportaba un millón y medio de pesos en mercadería textil.

Patrulleros en medio de la avenida, ya casi una costumbre. 

La localidad de San Martín fue escenario de otro intento de robo a mano armada a un automóvil. Sin embargo, en este caso el conductor logró huir y los dos delincuentes —a los que se les secuestraron una pistola calibre 9 mm y un handy— terminaron detenidos por personal de la Policía bonaerense que patrullaba la zona.

En Ramos Mejía, un contador que regresaba a su casa fue interceptado a la altura de la calle Sargento Cabral. Tras bajarlo de su vehículo —un Audi A3— y subirlo a un Ford Fiesta blanco, le robaron y lo mantuvieron cautivo durante algunas horas, para liberarlo luego de que su familia pagara 10 mil pesos por el rescate.

Durante la huida de los delincuentes también suelen causar accidentes. 

La localidad de Villa Celina también fue escenario de un hecho delictivo. En el cruce de la avenida con la calle General Madariaga, una Renault Kangoo recibió seis disparos cuando su conductor intentó evitar que le robaran el utilitario. Afortunadamente, el hombre fue trasladado al Hospital Santojanni y se encuentra fuera de peligro.