Menu Big Bang! News
Policiales ingeniería delictiva

Río Negro: descubren una compleja maniobra para robar petróleo

Fue en la localidad de Cervantes. Habían instalado un caño secundario en un oleoducto que va a Bahía Banca. Los ladrones taparon el depósito clandestino con piedras y madera.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La policía de Cervantes (Río Negro) descubrió que un grupo de personas se dedicaban a robar petróleo crudo pinchando un oleoducto que va desde esa provincia hacia una refinería en Bahía Blanca.

Uno de los caños petroleros (Agencia Patagonia Foto Press).

Los técnicos de la empresa concesionaria Oldeval detectaron la pinchadura en una zona de bardas, donde se vio cómo, desde el caño principal, se había instalado una cañería secundaria.

Los técnicos de la empresa Oldeval detectaron la pinchadura.

El petróleo se derivaba por gravedad a una cisterna de 36 metros de largo por tres de ancho y tres de profundidad, con una capacidad de 163 mil metros cúbicos.

El detalle de la maniobra (Diario Río Negro).

La cisterna estaba cavada en la tierra y recubierta con polietileno. Para disimular el delito, la habían tapado con maderas y una capa de piedras con arbustos.

La ingeniería se develó cuando aparecieron huellas recientes de camiones, con los cuales los ladrones extraían el crudo con bombas, para después transportarlo a otra refinería.

La zona del delito.

“Por el estado de las instalaciones, sin óxido, todo parece indicar que la maniobra delictiva se habría iniciado hace pocas semanas”, explicó el jefe de la comisaría 22 de Cervantes, Pedro Garrido. Por el momento no hay detenidos.