Menu Big Bang! News
Policiales Alerta

Los secuestros exprés preocupan al Gobierno: hubo más de 70 casos en tres meses

Anoche una mujer fue secuestrada en Liniers y liberada tras el pago de un rescate de $15 mil. Hoy el jefe de la Federal reconoció la preocupación por la ola de casos.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Sólo en lo que va del año ya hubo 76 casos de secuestros extorsivos. En marzo, la cifra ascendió a 27. La situación de una mujer que anoche fue capturada en Liniers y liberada por un grupo de delincuentes en la localidad de Tres de Febrero reflotó la preocupación del Gobierno respecto a esta modalidad delictiva.

De hecho, fue el propio jefe de la Policía Federal, el comisario Néstor Roncaglia, quien reconoció que es uno de los ejes que más preocupación tienen dentro de la fuerza de seguridad. La repetición de casos fue incrementando en los últimos tres meses: en enero hubo 25 casos, en febrero, 24, y en marzo se registraron 27.

El jefe de la Policía Federal reconoció que los secuestros extorsivos son una preocupación.

Anoche, María Fernanda Saliou, de 42 años, fue secuestrada en Liniers y liberada en Ciudadela, partido de Tres de Febrero, luego del pago de un rescate que ascendió a 15 mil pesos y joyas. Todo comenzó en la calle Las Bases al 600. Cuatro hombres la subieron por la fuerza a un Chevrolet Spin color gris y se comunicaron con el esposo de la víctima para exigir el pago de la suma de dinero.

Horas más tarde, el hombre arrojó el dinero y las joyas desde la autopista Perito Moreno, a la altura de la calle Bacacay, en la zona de Villa Luro. Minutos después, la mujer fue liberada ilesa en Castelli al 800, en la zona de Ciudadala. Por el caso, intervino el fiscal Guillermo Marijuan, que instruyó actuaciones por secuestro extorsivo, tras la denuncia realizada en la Comisaría 54.

“El tema de los secuestros exprés es un tema que nos tiene preocupados”, reconoció el jefe de la Policía Federal en declaraciones a radio La Red. Al respecto del caso de la mujer, Roncaglia sostuvo que ante este tipo de situaciones se evita la intervención y se observa “para evitar cualquier tipo de consecuencia en la víctima”. Anoche operó la División Antisecuestros junto a la fiscalía.

LOS CASOS

A fines de marzo, un comerciante textil circulaba el jueves en su camioneta por Castelar. En un semáforo, un grupo de delincuentes lo amenazó con un arma y lo subieron a un auto. Intentaron llevarlo a su casa y pedir rescate por él, pero a la hora se cruzaron con un patrullero y decidieron liberarlo frente a la villa 31, en Retiro.

Secuestros exprés recargados: bajos montos y rápida entrega. 

Días antes de ese caso, un médico cardiólogo fue secuestrado cuando volvía a su casa junto a su esposa en Liniers, y por el rescate la mujer pagó 30 mil pesos. Hubo otro caso: un árbitro que volvía de dirigir el partido entre Deportivo Hurlingham y Alvear, por la segunda división de futsal, fue retenido por secuestradores. Tras el pago del rescate lo liberaron.

Lucas Cueto Viñas, el árbitro que estuvo secuestrado seis horas en el baúl de su auto.

Un mes atrás, en El Palomar, un ex bailarín de ShowMatch fue secuestrado y baleado por no pagar la suma que se le exigió. Estos casos vuelve a poner en escena una modalidad delictiva que suma víctimas en el área metropolitana.

En lo que va el año se registraron más de 70 secuestros en todo el país, una modalidad que preocupa principalmente en Capital Federal y el Conurbano bonaerense. El dato lo reveló un informe de la ONG Defendamos Buenos Aires, pero solo la mitad fueron notificados a la Policía.

Esta modalidad del delito es "exitosa" para los delincuentes.

Por su parte, la Unidad Fiscal Especializada en Secuestros Extorsivos (Ufese) sostiene que en la mayoría de los secuestros ocurridos en los últimos meses fueron del tipo "exprés", es decir, de corta duración. Según sus registros hasta febrero se denunciaron 24 secuestros.

Las características de la modalidad delictiva son: 

  • La mayoría de las víctimas son hombres adultos.
  • Gran parte de estos secuestros ocurre entre las 20 y las 0hs. 
  • Más de la mitad tiene una duración de hasta cuatro horas.
  • Prácticamente en todos los casos la víctima es mantenida cautiva en un vehículo.
  • En general son entre tres y dos integrantes como mínimo los que ejecuta el secuestro de la persona.

LAS VÍCTIMAS SEGÚN EL GENERO

 
Las víctimas son liberadas tras el pago de un rescate, y el monto varía considerablemente en cada caso. Pero cada vez son más cortos y más veloces para que la víctima y su entorno entreguen el monto exigido y cumplan las pautas que imponen los secuestradores.

Consejos en caso de ser víctima de un secuestro

 

LA VOZ DE LOS EXPERTOS

El abogado Javier Miglino, presidente de Defendamos Buenos Aires sigue de cerca esta modalidad delictiva. Según análisis "las víctimas son cada vez más amedrentadas por sus captores antes de ser liberadas, ya que les dicen que saben dónde viven, dónde trabajan y cómo está compuesta su familia, entre otras amenazas para lograr más rápido el cobro del rescate".
Incluso, puede que los delincuentes evalúen si es posible combinarlo con otro delito. Luego de un secuestro cometer una entradera.
"Estamos a las puertas del 2003 o 2004, años importantes de secuestros extorsivos.
Desde otro punto de vista, el ex comisario Luis Vicat habló con BigBang y explicó que se trata de "un fenómeno delito por repetición. "Se produce un delito, tiene éxito y se multiplica la modalidad", lanza Luis Vicat. 
 
EL RANGO HORARIO DE LOS SECUESTROS

 

"Estamos a las puertas del 2003 o 2004, años importantes de secuestros extorsivos. Me parece que estamos a las puertas de eso, porque hay una cierto desconocimiento desde las autoridades, que se percibe por parte de la delincuencia. El Estado debe rediseñar políticas y estrategias para combatir la delincuencia", suma Vicat.

 

"Estamos a las puertas del 2003 o 2004, años importantes de secuestros extorsivos

Por otro lado, Vicat dice que "la seguridad actual es reactiva y táctica y debería ser proactiva y estratégica". Los delincuentes se dan cuenta y estudian qué delito resulta más exitoso para ellos. De esta manera crecen las modas delictivas.

"Actualmente, los montos que obtienen los secuestradores son chicos y rápidamente concretan la operación. No pelean el número ni piden grandes sumas. Se perciben en función de la rapidez del cobro", asegura. "El secuestro asegura un buen motín, que seduce a los delincuentes. Asaltar un banco no es negocio", finaliza.

"El secuestro asegura un buen motín, que seduce a los delincuentes

Un dato importante: pese a que en la mayoría de los casos los delincuentes amenazan a las familias de las víctimas para que no den intervención a la policía, desde la Ufese recomiendan hacer la denuncia de forma inmediata para poder colaborar en la liberación de la víctima y detener a los secuestradores.