Menu Big Bang! News
Policiales Doble crimen

Operativo retorno: traen los restos de las mochileras al país

Las familias de Marina Menegazzo y María José Coni regresan hoy a la Argentina desde Ecuador. Traen los cuerpos de las turistas mendocinas asesinadas en Montañita.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Vuelven a casa. Después de 37 días de espera y estadía en Ecuador, las familias de Marina Menegazzo y María José Coni emprendieron hoy el regreso a la Argentina. Autorizados por la fiscal de la causa, María Coloma, los parientes de las mendocinas asesinadas en Montañita llegarán esta tarde a Mendoza a bordo de un vuelo comercial.

"Viajan todos en el mismo vuelo y los cofres (ataúdes) respectivos de las chicas van en una bodega especial para evitar que el proceso de despresurización haga más daño a los restos

Marco Menegazzo, hermano mayor de Marina, fue el primero en llegar a Ecuador.

El proceso de repatriación de los cuerpos fue autorizado por la fiscal. Lo único que faltaba era que los peritos argentinos terminaran su trabajo, eso fue lo que demoró el trámite”, precisó a BigBang Hernán Ulloa Ordóñez, abogado de los Menegazzo y Coni.

María José Coni (22) y Marina Menegazzo (21) fueron asesinadas el 22 de febrero en Montañita, Ecuador.

Tras obtener además los permisos del Ministerio de Salud, del Interior y de ambas embajadas, ambos contingentes embarcaron en el aeropuerto de Guayaquil pasadas las 8 de la mañana en el vuelo LA 1631 de la compañía chilena LAN con destino a Lima. Los cuerpos de las turistas viajaron en el mismo avión, pero en una bodega especial.

“Tienen que hacer una escala obligada antes de regresar a la Argentina. Viajan todos en el mismo vuelo y los cofres (ataúdes) respectivos de las chicas van en una bodega especial para evitar que el proceso de despresurización haga más daño a los restos”, aclaró el letrado.

Avance en la causa

La causa avanza, pero lento. “Todavía no hemos recibido ninguno de los resultados de los nuevos estudios realizados. Estamos a la espera”, anticipó Ulloa Ordóñez en alusión a la segunda autopsia practicada el 10 de marzo en la ciudad de Cuenca. “Eso va a permitir avanzar en la investigación”, sumó. Pese a que todavía no fueron presentados de modo oficial, fuentes cercanas al caso precisaron a BigBang que los exámenes toxicológicos realizados en los cuerpos de las mochileras dieron resultados positivos. Encontraron restos de burundanga, la droga que “mata la voluntad”.

Las jóvenes desaparecieron el 22 de febrero. Reportaron el hallazgo de sus cuerpos recién el 28.

Los estudios fueron realizados el jueves 10 de marzo y, aunque los resultados todavía no fueron presentados ante la fiscal, las partes de la causa confirmaron que, tal como lo sospechaban las familias de las víctimas, las mochileras argentinas se encontraban bajo los efectos de la escopolamina al momento de morir.

"En Ecuador es muy frecuente el uso de diferentes drogas como el opio, la escopolamina. Son barbitúricos que no necesariamente son de consumo consensuado y que se utilizan para influenciar la voluntad de las personas

Alberto Segundo Mina Ponce (33) y Aurelio Eduardo Rodríguez (39), detenidos e imputados por el doble crimen.

Lo único que puedo decir respecto a ese tema es que todavía los resultados no fueron presentados de manera oficial, por lo que no puedo pronunciarme”, aclaró a BigBang Hernán Ulloa Ordóñez, abogado de los Menegazzo y Coni. “Sin embargo, puedo confirmar que ya se tomaron muestras en diferentes partes de los cuerpos de las chicas con el fin de determinar si había droga o no en su organismo”, sumó.

"Todo crimen tiene un móvil. En este caso, lo que hasta ahora reflejan los documentos procesales, es que se trató de un móvil de índole sexual

Los familiares permanecen en Ecuador y participaron el viernes de un ritual surfer de despedida en Montañita.

La presencia del barbitúrico en los cuerpos de las jóvenes confirma la línea de investigación que sigue la familia: que el móvil detrás del asesinato que tuvo lugar el 22 de febrero es sexual. “Todo crimen tiene un móvil. En este caso, lo que hasta ahora reflejan los documentos procesales, es que se trató de un móvil de índole sexual. Fueron muertes muy violentas”, insistió el letrado, antes de reconocer: “En Ecuador es muy frecuente el uso de diferentes drogas como el opio, la escopolamina. Son barbitúricos que no necesariamente son de consumo consensuado y que se utilizan para influenciar la voluntad de las personas”.

Segunda autopsia y repatriación demorada

En los últimos días, la Fiscalía General de Ecuador accedió al pedido que realizó la defensa de las víctimas una revisión completa del caso. “Nos reunimos con la fiscal y le indicamos nuestras dudas referidas a los aspectos técnicos de la investigación. Solicitamos una revisión que permita ratificar las pericias que fueron bien hechas, rectificar los errores en caso de existir alguno y ampliar algunos aspectos que consideramos no fueron tomados en cuenta”, precisó Ulloa Ordóñez.

La familia quiere revisar la investigación desde el momento en el que fueron encontrados los cuerpos.

"Solicitamos una revisión que permita ratificar las pericias que fueron bien hechas, rectificar los errores en caso de existir alguno y ampliar algunos aspectos que consideramos no fueron tomados en cuenta

La fiscal tomó nota y dio lugar a 200 nuevas diligencias. La principal: la realización de una segunda autopsia que tuvo lugar el martes en la ciudad de Cuenca. “La nueva necropsia tuvo lugar en un laboratorio especializado que cuenta con los medios científicos más avanzados para llevar adelante este tipo de pericias. Estamos a la espera de los resultados”, confirmó.

Los cuerpos de las chicas fueron sometidos el martes a una segunda autopsia en la ciudad de Cuenca.

"La nueva necropsia tuvo lugar en un laboratorio especializado que cuenta con los medios científicos más avanzados para llevar adelante este tipo de pericias

Aunque el letrado se negó a explicar el motivo por el cual desconfían de los datos arrojados por la primera autopsia realizada en la morgue de Guayaquil, fuentes vinculadas a la investigación aseguraron a BigBang que las irregularidades que presenta el informe son llamativas. El horario de la muerte, por ejemplo, habría sido determinado casi “a ojo” y no a través de los mecanismos científicos que permiten establecerlo con precisión.

"Hasta que el equipo argentino no haga entrega de sus resultados los cuerpos no pueden dejar Ecuador

La realización de las nuevas pericias y la demora de los peritos argentinos que viajaron para realizar los estudios de ADN hicieron que se demorara el regreso de los cuerpos al país.

 

La revisión del expediente suma, además, nuevos peritajes tecnológicos. “La fiscal solicitó una nueva explotación de los teléfonos celulares de los detenidos, de los testigos y de las chicas. Qué llamadas fueron realizadas, qué mensajes de texto se enviaron, contenidos multimedia. Se analizará absolutamente todo”, anticipó.

"Los celulares están en manos de la Policía, junto con las prendas y objetos de las chicas. De hecho, se hizo una diligencia para que las familias pudieran hacer el viernes pasado un reconocimiento de lo encontrado

La familia pudo hacer un reconocimiento de los objetos personales de las chicas.

Aunque en un principio se dijo que la Policía había podido recuperar sólo uno de los celulares de las chicas, Ulloa Ordóñez aclaró que se encuentran en poder de las autoridades. “Están en manos de la Policía, junto con las prendas y objetos de las chicas. De hecho, se hizo una diligencia para que las familias pudieran hacer el viernes pasado un reconocimiento de lo encontrado. Eso es lo que permite ubicarlas en la escena”. Sin embargo, todavía falta la mochila de María José.

"La velocidad con la que se intentó resolver el caso le quitó credibilidad a la investigación

La casa de Mina Ponce fue, según la investigación, el lugar en el que fueron asesinadas las turistas.

Por último, la revisión de la fiscal incluye, además, una ampliación en las declaraciones que fueron tomadas al comienzo de la investigación. “Han entrevistado a varias personas que aportaron nuevos detalles de ese día y pruebas vinculadas al hecho. Nadie se preguntó, por ejemplo, en dónde están con las mochilas y qué pasó con las pertenencias de las chicas. Son detalles que pueden parecer poco importantes, pero son de gran relevancia porque permiten, a futuro, desbaratar una coartada”.