Menu Big Bang! News
Policiales Muerte en un colectivo

"Salió un viejo, entró a disparar y le dio un tiro a mi novia"

Una adolescente de 17 años murió luego de que un pasajero empezó a disparar dentro de un colectivo, cuando subieron cuatro asaltantes. Uno de los ladrones y dos pasajeros también fueron heridos.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

"(Los delincuentes) querían robar y salió un viejo atrás del colectivo, entró a disparar y le dio un tiro a mi hermano y un tiro a mi novia", dijo hoy Pablo, el novio de Jenifer Vallejos, la adolescente que murió en un colectivo de la Línea 96, durante un intento de robo ayer, en la localidad de Pontevedra, partido de Merlo.

"Pensé que por los nervios se me desmayó nomás, no pensé que tenía un tiro", dijo el muchacho y añadió que "le decía ‘mi amor, te amo, dale levantate, vamos al hospital’", tras lo cual la trasladó a un hospital de González Catán.

"Vine con mi novia en ambulancia (al hospital Simplemente Evita) y entré por guardia y había un tipo que le habían dado un tiro en el ojo. Me llamó el jefe de policía y me preguntó ‘¿éste es?` y le dije `sí, ese hijo de puta es’", aseguró respecto a cómo lo reconoció a uno de los cuatro asaltantes.

Pablo, el novio de Jenifer, testigo del tiroteo. (imagen: TN)

Sobre el hombre que inició el tiroteo, aseguró que su hermano "también lo vio", que tras el hecho "salió corriendo", lo describió como un "viejo canoso, con anteojos, narigón, feo" y que no tendría dificultades para reconocerlo si lo volviera a ver.

"Lo que no entendí es por qué empezó a disparar, si era policía tendría que haber sido más pillo", dijo en referencia a la posibilidad de que el hombre fuera un efectivo de seguridad.

El padre Jenifer también contó que se cruzó en el Hospital Simplemente Evita, de González Catán, con el asaltante que fue herido en una pierna, cuando lo sacaban en camilla del quirófano, y que éste se le rió "en la cara".

"'¿Vos tenés hijos, sabés que mataste a mi hija?', le pregunté... me miró y se rió", sostuvo el hombre en declaraciones al canal C5N.

Darío, el pablo de Jenifer, se cruzó con uno de los delincuentes.

"Tenía 17 años, ahora el 8 de agosto cumplía 18... una vitalidad, una fuerza, unas ganas de vivir tremendas, muy querida, amada por todos en el barrio", dijo Darío, en referencia a su hija. A pesar del dolor, su familia, oriunda de Ciudad Evita, decidió donar sus órganos.

En cuanto al pasajero que disparó desde el fondo de la unidad, cuyo paradero era este mediodía una incógnita, comentó que "anoche decían que podía llegar a ser un efectivo retirado, también llegaron comentarios de que falleció en el Churruca".

"Que se haga justicia", reclamó y acotó: "El delincuente va a estar en la cárcel, va a salir, la familia lo va a ver, y nosotros a nuestra hija no la vamos a ver más".

La mamá de Jenifer; su familia donó los órganos.

Además de Jenifer resultaron heridos otros dos jóvenes que iban en la unidad. Fuentes policiales informaron que el hecho se inició pasadas las 16 de ayer en el barrio Las Torres, de Merlo, al oeste del conurbano, donde cuatro asaltantes armados subieron al colectivo, en el que iban unos 30 pasajeros.

El colectivero, luego del tiroteo, detuvo su marcha en Otero (ruta 21) y Urpiña, en González Catán, donde los pasajeros increparon al hombre que disparó, quien desapareció. Ramón Escobar, delegado de la línea 96, precisó al canal TN que el chofer de la unidad les comentó que salió de la cabecera de la línea, en Pontevedra, "y dentro del partido de Merlo subieron tres menores y un mayor" a robar.

Sobre el autor de los disparos, expresó que "no se identificó nunca (como miembro de una fuerza de seguridad), empezó a los tiros y le pegó a esta criatura", en referencia a la chica de 17 años. "No hubo cruce de balas, el único que disparó fue este señor", manifestó.