Menu Big Bang! News
Policiales De la fuga al drama

Schillaci amenazó con prenderse fuego y reforzaron su seguridad

El cómplice de los hermanos Lanatta en la escandalosa fuga de la cárcel de Alvear llamó a BigBang para decir que se iba a prender fuego. Por eso recibirá asistencia psiquiátrica para resguardar su seguridad.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El Servicio Penitenciario Federal trasladó a Víctor Schillaci a un pabellón psiquiátrico por la desesperada frase que pronunció ayer a  BigBang: “Si no me dejan ver a mi beba, me voy a prender fuego”, dijo uno de los ex prófugos de la escandalosa fuga de la cárcel de General Alvear. Para resguardar su seguridad física fue derivado al Programa Interministerial de Salud Mental Argentino (Prisma), dentro de cárcel de máxima seguridad de Ezeiza. Será evaluado por psicólogos y psiquiátricas.

La fuga ocurrió el 27 de diciembre de 2016.

“Está mal y creemos que puede atentar contra su vida”, le dijo a este portal una fuente penitenciaria. “Estoy desesperado. Les aviso: esto termina mal. Voy a terminar muerto. Si no me dejan ver a mi beba de dos meses y a mi familia, me voy a prender fuego”. Furioso, Schillaci volvió a llamar a BigBang desde el penal de Ezeiza. Hace tres días había denunciado a este portal que los guardias del Servicio Penitenciario Federal lo habían golpeado para robarle documentación de la causa. El cómplice de Martín y Cristian Lanatta en la famosa fuga de la cárcel de General Alvear, ocurrida el 27 de diciembre de 2015, ahora asegura que le prohiben las visita familiares.

Los tres están detenidos en Ezeiza, pero aislados.

“A mi familia no la dejan entrar. Voy a pelearla hasta el final”, dijo el ex prófugo. Desde el Servicio Penitenciario Federal confirmaron que fue sancionado porque el lunes en una requisa le encontraron planos de la cárcel y dos hojitas de afeitar recicladas para usar como faca. Además, según fuentes penitenciarias, tapaba una cámara de seguridad. Schillaci, condenado por el triple crimen de General Rodríguez, lo niega. “Me golpearon a palazos y me dejaron sin aire”, denunció.  

Schillaci fue recapturado en Santa Fe junto a Cristian Lanatta.

El 27 de diciembre de 2015, Schillaci se fugó con los Lantta de la cárcel de General Alvear. Estuvieron dos semanas prófugos. “Los tres” cayeron en Santa Fe después de días de escape y furia en los que hirieron a tiros a dos policías bonaerenses y a dos gendarmes.