Menu Big Bang! News
Política OCURRIÓ EN 2004

Arranca el juicio a D'Elía: el insólito llamado a un "abrazo solidario K"

Comienza el juicio en el que está imputado por lesiones leves, daño agravado y atentado a la autoridad, entre otros cargos. "Vamos a ser juzgados por no callarnos la boca, estoy orgulloso de eso", desafió D´Elía.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El dirigente kirchnerista Luis D'Elía será sometido a partir de hoy a un juicio oral por la toma de la comisaría 24 del barrio porteño de La Boca, un episodio ocurrido en 2004 cuando con un grupo de manifestantes reclamó por la detención de un hombre acusado de matar al militante Martín “Oso” Cisnero.

El dirigente kirchnerista comenzará a ser juzgado a partir de las 9. 

El dirigente piquetero está acusado por los delitos de lesiones leves, daño agravado por tratarse de bienes de uso público, atentado a la autoridad calificado, daño simple, privación ilegítima de la libertad coactiva y agravada, instigación a cometer delitos, amenazas con el objeto de obtener una concesión de parte de los poderes públicos y robo agravado.

“Vamos a ser juzgados por no callarnos la boca, estoy orgulloso de eso”, desafió D'Elía a través de un editorial difundido por su programa radial. En tanto, desde las redes sociales, en tanto, surgió un llamado a los militantes kirchneristas para que acudan a los tribunales de Comodoro Py a realizar un “abrazo solidario” al ex funcionario K.

D'Elía también deberá responder por “intimidación pública” por su reacción durante las marchas realizadas en el marco del conflicto con el campo, en 2008.

Está previsto que el Tribunal Oral Federal N° 6, a cargo de José Panelo, José Martínez Sobrino y Herminio Canero, comience a sesionar mañana a las 9. Además de D'Elía, también serán juzgados Ángel “Lito” Borello y Luis Bordón, quienes también participaron de aquella toma de la comisaria.

El dirigente piquetero abrazado a Luis Bordón y "Lito" Borello, los otros imputados. 

Fuentes judiciales informaron que por las audiencias pasarán unos 70 testigos, entre los que se encuentra el fiscal José María Campagnoli, quien era subsecretario de Seguridad del Ministerio de Justicia en la primera parte del gobierno kirchnerista y llevó adelante las negociaciones para que desalojaran la comisaria junto al fallecido fiscal Norberto Quantin, quien también era funcionario.