Menu Big Bang! News
Política Elecciones presidenciales

El cierre de campañas tuvo propuestas y color

Scioli, Massa y Macri cerraron en ese orden los actos de campaña. El candidato del FPV habló en el Luna Park, el de UNA se refugió en Tigre y el de Cambiemos se trasladó a Córdoba. El viernes a las 8 comienza la veda electoral.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

“Mi prioridad serán los humildes”. El discurso de Daniel Scioli no fue el típico acto proselitista, además tuvo promesas concretas esperadas por la clase media. “Me comprometo a modificar ganancias. Un trabajador o jubilado que cobre menos de $ 30.000 neto de bolsillo no va a pagar impuesto a las ganancias”. 

La tarde en el Luna Park arrancó con un discurso de Carlos Zannini, candidato a vice, y continuó con un mini show de Ricardo Montaner, que mostró sus dotes de predicador y con histrionismo recordó cómo compuso el jingle pegadizo que le dedicó al candidato. En primera fila, Karina Rabolini era una “Ricarda” más: se sabía la canción entera.

El venezolano nacido en Valentín Alsina primero cantó “Yo creo”, y después fue el turno de “Yo sé", esa mezcla latinofolclórica que definitivamente no se encuentra entre sus mejores composiciones. 

Scioli, en el Luna Park

Mientras en la tribuna las militantes de gorra naranja improvisaban un trencito de la alegría, el futuro gabinete sciolista estaba incómodo. No sabían si cantar o no. En todo caso no sabían qué cantar. Como buen presentador, fue Montaner quien presentó a Scioli. Lo hizo como “el futuro presidente de los argentinos”. 

Con Karina.

Scioli agradeció la presentación y después uno por uno a los gobernadores de las provincias que lo acompañaron. Por supuesto, el último agradecimiento fue para Cristina Fernández de Kirchner, “porque voy a recibir un país ordenado, con paz social y con soberanía”. Retomó las palabras de su candidato a vice, Carlos Zannini, que ponderó la postura del FPV ante los buitres. 

Sergio Massa reiteró su propuestas de campaña en su discurso de cierre.

Sergio Massa desde Tigre

El candidato a presidente por el frente UNA, Sergio Massa, en la previa de su discurso se mostró junto a su esposa, Malena Galmarini, y sus dos hijos, Milagros y Tomás. “La Argentina es una casa en la que todos ponemos un ladrillo”, comparó.

Habló de “sueño” e insistió con ese concepto doméstico de “ladrillo en la casa”. Fiel a su estilo, gesticuló mucho y pidió mejorar el país “por ellos”. Y ellos son sus hijos, a quienes acarició. Luego invitó a ver el plato principal: su mensaje.

Después se trasladó al Museo de Tigre donde dio su discurso de cierre. All prometió bajar un 30 por ciento la presión impositiva. “Vamos a bajar a menos de cinco puntos la inflación, con crecimiento e inversión”, prometió.

Convocó también al voto de los adultos mayores. Pidió reventar las urnas con el voto de los jubilados. “El 10 de diciembre voy a convocar a las Fuerzas Armadas para blindar nuestras fronteras”, dijo Massa para ponerse al frente de la lucha contra el narcotráfico. En esa línea prometió prisión perpetua para violadores y narcotráfico.

Después se refirió a otro de sus temas la corrupción y en esa línea dijo que los delitos de corrupción deben ser imprescriptibles. “Si soy presidente el que tenga que ir preso ira preso se llame como se llame”, aseguró.

“Vamos al balotaje, vamos a la victoria”, cerró Massa.

Macri desde Córdoba

Mauricio Macri fue el último de los tres candidatos principales en encabezar el acto de cierre. Lo hizo desde el estadio Orfeo, en la ciudad de Córdoba, con un escenario situado en el centro.

“Aguanten los cordobeses”, arrancó el candidato de Cambiemos. “Podemos vivir mejor. Estamos acá porque estamos a favor de nuestro futuro”, indicó.

“Llego la hora de que lo hagamos. Somos protagonistas de este momento histórico”, indicó. “Quiero pedirles a los cordobeses hagamos un gran cordobozo de crecimiento”, convocó.

Dijo que va a trabajar por “una Argentina con pobreza cero”,  se comprometió a trabajar con cada gobernador con cada intendente para que haya igualdades de oportunidades para todos.

“Hay muchos argentinos que siguen dudando”, dijo Macri. Se comprometió a no hablar todas las semanas y a no hacer cadenas nacionales. “Gobernar es decir la verdad”, dijo Macri. “El Gobierno tiene que estar cerca de quienes más lo necesitan”, indicó.

“El cambio es ahora, es acá”, dijo el candidato de Cambiemos. Y después bailó con una canción de Gilda, el clásico “No me arrepiento de este amor”.