Menu Big Bang! News
Política A 10 meses de la muerte del fiscal

El ministerio de Justicia frena un trámite para que se conozcan los mails de Nisman

Un subsecretario alega una “política de confidencialidad” y se niega a colaborar para que los investigadores puedan acceder al contenido de dos cuentas de correo electrónico que habría usado el fiscal.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Una supuesta "política de confidencialidad" del Ministerio de Justicia de Argentina con respecto a sus pares de Estados Unidos mantiene frenado un informe clave en la investigación por la muerte de Alberto Nisman: el contenido de e-mails desde dos cuentas atribuidas al fiscal.

Se trata de las cuentas: algarfun@hotmail.com y aanisman@yahoo.com, sobre las cuales la fiscal Viviana Fein pidió, vía exhorto a Estados Unidos, detalles sobre movimientos y contenidos en el contexto de la secuencia de tiempo que terminó con la muerte de Nisman.

El fiscal especial fue encontrado muerto la noche del 18 enero en su departamento.

El 15 de octubre pasado, el subsecretario de Relaciones con el Poder Judicial y Asuntos Penitenciarios del ministerio de Justicia, Nicolás Soler, remitió a la fiscal Fein una nota en la que contó que había recibido "un nuevo correo electrónico del Departamento de Justicia estadounidense por el que se requiere contar con datos adicionales a fin de brindar información de las cuentas de correo electrónico consignadas". 

Nicolás Soler, subsecretario de Relaciones con el Poder Judicial y Asuntos Penitenciarios

El organismo estadounidense, según Soler, "ha solicitado contar con algún elemento que justifique la presunción de que Nisman podría haber sido intimidado a través de correos electrónicos, ya que para obtener los contenidos de correo electrónico, la ley estadounidense requiere una orden de allanamiento a través de una corte federal".

La ex mujer del fiscal, Sandra Arroyo Salgado, quiso quitarle causa a la fiscal, varias veces.

La jueza Fabiana Palmaghini le advirtió al funcionario Soler que resultaba "indispensable contar con el correo electrónico" remitido supuestamente por autoridades norteamericanas, "para garantizar una adecuada y completa lectura y respuesta, máxime cuando en el presente caso se trataría de una reiteración de los ocho exhortos internacionales ya confeccionados".

Pero Soler se negó a enviarle el mail proveniente de Estados Unidos, alegando que "por políticas de confidencialidad no puede acceder al pedido de ese juzgado".

La jueza Palmaghini le advirtió al funcionario que esa información le resulta “indispensable”.

La jueza entonces replicó: "Más allá de ignorarse su cierta existencia (del mail de Estados Unidos), se frustra cualquier posibilidad de analizar la eventual pertinencia de las prerrogativas, ya sea el Departamento de Justicia Estadounidense o el Ministerio de Justicia de la Nación pretenden arrogarse en esta encuesta".

Ahora, Fein deberá volver a pedir la información pero a los jueces estadounidenses.

En ese contexto, Palmaghini le recomendó a Fein que evalúe reformular el pedido mediante exhortos internacionales, pero esta vez "librados a magistrados extranjeros y no a las autoridades del Departamento de Justicia de Estados Unidos".

Nisman fue encontrado muerto, con un disparo en la cabeza, el 18 de enero pasado, en su departamento de la torre Le Parc, en el barrio porteño de Puerto Madero.