Menu Big Bang! News
Política La retirada

Impulsan Comisión que investigue vínculos de empresas con la Dictadura

El Senado emitió ayer dictamen para crear una comisión bicameral que investigue delitos de Lesa Humanidad de empresas que colaboraron con la dictadura militar. Existe preocupación en la UIA. Lo aprobarían el 25 de este mes.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Esta claro que en su retirada del poder, la Presidenta Cristina Kirchner no quiere dejar ninguno de los temas que fueron ejes de sus los doce años de kirchnerismo en el poder. Ni delegar en manos de extraños, ninguna de sus batallas. Es por eso que en los últimos días, además de asegurarse la retirada en el Poder Judicial, aunque las maniobras generen polémica, también ha impartido directivas estrictas para que el Congreso, donde aún mantiene la hegemonía en ambas cámaras, termine lo hecho.

Cristina Kirchner este año inauguró en la ex ESMA el Espacio por la Memoria.

Ayer, el Senado emitió dictamen al proyecto que crea una comisión bicameral para investigar “supuestas” complicidades empresarias con la dictadura militar. Y en principio se trataría en el recinto el 25. El propio senador rionegrino y titular del bloque, Miguel Picheto, lo explicó a su modo: “La Comisión estaría cerrando un círculo de acciones, de compromisos, de definiciones, que la Presidente ha tenido sobre estos temas tan sensibles de modo de estar lo más cerca posible de la verdad”, sostuvo. La información fue dada a conocer por el sitio La Política Online.

Terchint, el holding de los Rocca, está en el listado de las que se quieren investigar.

La comisión deberá investigar lo hecho en los años de la dictadura por empresas como el Grupo Techint, Papel Prensa, Loma Negra, Ledesma, Mercedes Benz, Molinos Río de la Plata, el Grupo Bunge y Born, Editorial Atlántida entre otras.  Y en el proyecto, presentado por el diputado Héctor Recalde, también se incluye Celulosa S.A., cuyo actual dueño es José Urtubey, hermano del gobernador de Salta y del senador Rodolfo.

La idea de esta investigación retroactiva alteró el ambiente en la Unión Industrial Argentina, donde todas las empresas del listado están representadas.

Scioli, recorrió este año la planta de Mercedes Benz en La Matanza, otra empresa bajo la lupa.

“Hay una responsabilidad histórica del Parlamento para analizar la verdad política y los hechos que sucedieron”, reclamó el presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales del Senado su titular, Marcelo Fuentes.

En estos años la mayoría de estas empresas fueron denunciadas en los tribunales y esas causas aún están abiertas y sin definición. Se trata, en su mayoría, de empresas que durante los años de plomo, por ejemplo, estuvieron relacionadas con la entrega de delegados gremiales, muchos de los cuales fueron desaparecidos. Es el caso de Ledesma, causa que se instruye en Jujuy.

Adrián Kaufman Brea, titular de la UIA, de Arcor, empresa que no está en el listado apuntado.

La mayoría de los delitos que se investigarán podrían estar bajo el paraguas de la imprescriptibilidad en caso de tratarse de lesa humanidad. También supone un desafío para el reemplazante de Cristina en la Casa Rosada. Es difícil negarse a conocer la verdad de las complicidades empresarias durante la dictadura. Es una forma de marcarle la cancha al que viene, también en este tema por demás sensible.

Papel Prensa integra la lista a investigar por el Congreso.

Las vinculadas con los Derechos Humanos son causas que sostuvieron a lo largo de los años de administración kirchnerista, y unas las banderas de la década.