Menu Big Bang! News
Política Militancia y chocolates

La consuegra de Cristina, candidata a concejal en Bariloche

Se llama María Josefa Fleming, es la mujer de Fernando Vaca Narvaja y madre de Camilo, el padre de la hija de Florencia Kirchner, Helena. Integra en cuarto lugar la lista de concejales en Bariloche, por el Frente para la Victoria, que lleva para la reelección en la Intendencia a María Eugenia Martini, la actual jefa comunal.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Cuentan quienes frecuenta a Camilo Vaca Narvaja que siempre hubo dos cosas de las cuales se sintió muy orgulloso, al menos hasta el nacimiento de Helena, la hija que tuvo con Florencia Kirchner, y nieta de la Presidenta Cristina Kirchner. Esas dos cosas ocurrían cuando le preguntaban si era el hijo del jefe Montonero, Camilo respondía: “Si, y mi vieja también era Montonera”.

A tal punto el yerno de la Presidenta reivindica la lucha de sus padres que en su propio Facebook, tuvo subida hasta hace poco una foto de su madre, María Josefa Fleming, conocida en los ‘70 como “La Gringa”, vestida con ropa verde oliva, de fajina militar, y fusil al hombro. “Mi vieja, el 19 de julio de 1979 entrando a Managua, Nicaragua, junto con las columnas guerrilleras del Frente Sandinista de Liberación Nacional (FSLN)”.

“La Gringa” Fleming, en 1979, cuando entró a Managua con el Frente Sandinista de Liberación Nacional. 

“La Gringa” Fleming, como la conocen en Bariloche, la ciudad donde viven al menos desde hace 15 años, integrará la lista de concejales de esa en la lista con la que el Frente para la Victoria pretende ganar el comicio de la mano de la actual intendenta, María Eugenia Martini. La lista está integrada por referentes de La Cámpora y Kolina.

La consuegra de Fleming, Cristina Kirchner, con la Intendenta de Bariloche, María Eugenia Martini.

La abuela paterna de la hija de Florencia Kirchner, ocupa el cuarto lugar en la lista del oficialismo. Las elecciones se realizarán, luego de una polémica postergación de parte de la Intendenta, el 27 de setiembre. La Intendenta Martini alegó para eso que existen irregularidades en el procedimiento electoral y que se debe “garantizar la transparencia y participación de la comunidad”. Entre las anomalías indicó que el procedimiento electoral incumple el punto que establece que la boleta debe estar oficializada y aprobada 30 días antes de la elección.

Si embargo, el Gobernador Alberto Weretilneck, señaló a medios loscales que ve difícil que la Justicia Electoral permita la postergación. Lo cierto es que la lista que encabeza Martini, y que integra Fleming, estaría tercera en las encuestas y esa es la principal preocupación.

Mario Firmench (adelante con dos niños en su falda) y Vaca Narvaja, rodeado por sus hijos, (hacia el fondo con bigotes). Debajo,
entre la mujer que está  está parada y hace la V de la victoria y el hombre de lentes, asoma el rostro de María Fleming.

Su lugar en el Mundo

Fernando Vaca Narvaja y su pareja María Fleming, llegaron por primera vez a Bariloche, junto a sus tres hijos, durante un venaeo de comienzos de los años 90. Hacía poco que él había sido amnistiado por el entonces Presidente Carlos Menem y ya tenía pensado abrir una gomería por el barrio donde vivía. Ese verano, junto a su familia, Fernando se dijo que era el lugar donde quería vivir.

Fernando vaca Narvaja y María Fleming en Bariloche junto a su hijo Camilo, quien les dío una nieta mujer.

Finalmente, el sueño se cumplió recién en 2007. Es que en 2003, y ya con el kirchnerismo en el poder, el juez Claudio Bonadio lo encontró responsable, junto a otros de sus ex compañeros, “del secuestro, privación ilegítima de la libertad, posterior desaparición forzada y homicidios” de 15 militantes montoneros que participaron de la segunda parte de la denominada “contraofensiva” de 1979 contra la dictadura militar. Vaca Narvaja estuvo preso 68 días hasta que la Cámara Federal desestimó los cargos y lo liberó.

Camilo, con sus hermanos Sabino y Susana, en la Guardería Montonera en Cuba, mediados de los 80.

Una vez en Bariloche instaló con “La Gringa” una chocolatería en la zona de Colonia Suiza, llamada Las Siete Cabritas, pero el negocio apenas duró un año. Para ese tiempo, Fernando ya participaba de la política local y era un referente de las Madres de Plaza de Mayo en esa ciudad.

En Bariliche aseguran que gracias a sus contactos en Buenos Aires pudo llevar adelante el proyecto denominado Sueños Compartidos para la construcción de viviendas. Cuentan también en la ciudad que Fernando vio que eso terminaba mal y renunció. De hecho, tuvo una fuerte discusión con Sergio Schoklender que, para algunos, llegó a las manos. Poco después estalló el escándalo en la Fundación Madres, la obras inconclusas, las cuevas de dinero y los $ 760 millones invertidos por el Gobierno allí.

Vaca Narvaja, en la gomería que tenía en la avenida Juan B. Justo, una vez que regresó al país en el 91.

En 2009, junto al intendente de esa época, César Miguel, armó una agrupación peronista a la que llamaron Causa Nacional y Popular que impulsaba la candidatura de Carlos Soria como gobernador de Río Negro. La familia siempre prefirió un segundo plano a tal punto que a los periodistas locales que querían entrevistarlo les decía: “Soy un fantasma”. Sin embargo, una vez que se aseguraron el triunfo de Soria, junto al actual gobernador que era su vice, Carlos Weretilneck, cambio su decisión y se mostró. Cabe recordar que Soria fue asesinado por su esposa la noche del año nuevo de 2012 y Weretilneck debió asumir el Ejecutivo provincial.

Vaca Narvaja en un acto político en Bariloche, en el aniversario de la Masacre de Trelew.

Para esa época Fernando ingresó a la función pública al presidir el Tren patagónico y luego fue ministro de Obras Públicas de la provincia. Sin embargo, tras diferencias con la administración provincial se alejó del cargo en febrero del año pasado. Antes de las PASO protagonizó algunas recorridas de campaña apoyando a Julián Domínguez.

Combatientes felices

Vaca Narvaja jura como ministro de Obras Públicas de Río Negro.

En Bariloche la pareja vive en una zona urbana de pocas casas y no tienen una gran vida social salvo cuando se trata de reuniones vinculadas a la militancia, donde son los primeros en llegar y los últimos en irse. La Agencia de Noticias Bariloche (ANB), fue la única que pudo arrancarle a Fernando una declaración respecto a la hija de Camilo y Florencia. “Estoy Feliz, tengo tres nietos varones. Y una nena es un regalo de la vida, un sueño”. Dicen que se enteró cuando Florencia se hizo la primera ecografía, en diciembre del año pasado. Sin embargo, es imposible saber si Fernando y María Fleming, ya tuvieron en brazos a Helena, y se juntaron a celebrar en la Quinta Presidencial de Olivos, con Cristina Kirchner, su consuegra.