Menu Big Bang! News
Política Le faltan 5.000

La obsesión de Macri: tener más fiscales por miedo al fraude

El candidato presidencial del PRO alertó y arengó a los integrantes de su espacio ante la posibilidad de la desaparición de boletas en las elecciones nacionales. Busca, desesperadamente, 5.000 fiscales más para alcanzar los 35.000 que necesita en la provincia. Y no los consigue

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Mauricio Macri está preocupado por la fiscalización y la posibilidad de que haya fraude en las elecciones. El candidato del PRO intenta buscar una solución a un problema complejo: conseguir cinco mil fiscales más para completar los 35 mil que necesita en la provincia de Buenos Aires.

Le cuesta conseguir voluntarios para fiscalizar..

La red de voluntarios que el macrismo armó aún no rindió sus frutos: menos del 10% de los anotados estaban dispuestos a ser fiscales. A este dato se le suma que otros tantos eran, en realidad, militantes del Frente para la Victoria.

Macri junto a Vidal ayer en Mar del Plata. Le pidieron sus fiscales que “estén atentos”.

Junto a la candidata provincial, María Eugenia Vidal, se reunió ayer con dos mil fiscales en Mar del Plata y les pidió que estén “despiertos y atentos”. Con esta indicación, Macri intenta ahuyentar los fantasmas de fraude electoral. “Por más trampa que puedan hacer, no van a poder alterar (la voluntad popular), porque vamos a estar juntos ese día, en red, y esta vez no nos van a desaparecer nuestras boletas”, expresó.

En el PRO quieren evitar el ocultamiento y el robo de boletas. Saben que la provincia es un distrito donde se conocen todas las mañas políticas y el peligro es real.

El jueves los apoderados del frente Cambiemos que Macri encabeza con Ernesto Sanz (UCR) y Elisa Carrió (Coalición Cívica-ARI) presentaron una acción declarativa en el juzgado federal de María Servini de Cubría para mudar fiscales desde la Capital y las provincias al conurbano.

Los fiscales controlan que no se cometan irregularidades durante el acto eleccionario.

En todo el país hay más de 90.000 mesas y en la provincia de Buenos Aires, donde se concentra el cuarenta por ciento del padrón, hay 34.502, por lo cual cada partido debe poder reunir ese mismo número de fiscales. A Cambiemos aún le faltan unos 5.000 fiscales en el segundo cordón del conurbano.

Las autoridades del PRO recomendaron a los votantes que averigüen quién es el fiscal de su mesa y en caso de detectar una irregularidad, realizar la denuncia con nombre y apellido.

La agrupación Jovenes PRO intenta sumar fiscales.

Macri ya diagrama su estrategia y le pidió a sus ministros y diputados que colaboren: el vicepresidente de la Legislatura porteña, Cristian Ritondo, se ocupará de La Matanza; Esteban Bullrich, de Almirante Brown; y Diego Santilli, de Malvinas Argentinas y José C. Paz.

La importancia de los fiscales

Un fiscal es un representante de una agrupación política que debe velar por el buen desarrollo de la elección en general y por los intereses partidarios en particular, dentro de los límites que establece el Código Electoral Nacional.

Su objetivo será controlar y verificar, durante el acto eleccionario, si las disposiciones legales que lo rigen se cumplen en su integridad. En el supuesto de un presunto incumplimiento debe hacer la protesta ante el presidente de mesa, dejando constancia de las anomalías que considere se han cometido o se estén llevando a cabo.