Menu Big Bang! News
Política Ruta del dinero K

Lázaro Báez se negó a declarar ante el juez Casanello y seguirá detenido

El empresario fue arrestado ayer por el delito de lavado de dinero. Hoy lo llevaron a Comodoro Py.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El empresario patagónico Lázaro Báez, su hijo Martín y el contador Daniel Pérez Gadin presentaron hoy escritos ante el juez Sebastián Casanello y se negaron a ser indagados en la causa por presunto lavado de dinero a través de la financiera apodada "La Rosadita" en la que están siendo investigados, según informaron fuentes judiciales.

Lázaro Báez presentó un escrito en el que sostuvo que el dinero que aparece en las filmaciones realizadas en La Rosadita eran para comprar un campo y se negó a responder preguntas.

El titular de Austral Construcciones, muy amigo de la familia del fallecido presidente Néstor Kirchner, y su contador fueron detenidos ayer por orden del magistrado.

Al edificio de los tribunales federales llegó esta mañana también el financista Federico Elaskar para ser indagado por el juez Casanello. 

En el escrito que presentó su defensa, según las fuentes, Lázaro Báez aseguró que se disponía a comprar un campo con los fajos de billetes que se vio contar a su hijo Martín y el contador Daniel Pérez Gadin, en el video difundido por el noticiero Telenoche. 

Casanello y el fiscal Guillermo Marijuan también participaron en las indagatorias a César Gustavo Fernández y Walter Zanot, que aparecían en el video de “La Rosadita” y se negaron a declarar, a la vez que el ex titular de la financiera SGI Federico Elaskar respondió preguntas sobre unos reportes de operaciones sospechosas.

Elaskar era el dueño de la financiera SGI, que luego fue vendida a Lázaro Báez. Allí fue donde se filmaron los videos de los allegados al empresario contando paquetes con dinero.

Tras permanecer poco más de media hora en la oficina del magistrado, Báez se retiró del despacho de Casanello y ahora continuará detenido y podría ser trasladado al penal de Ezeiza.

Báez y Pérez Gadín fueron detenidos ayer acusados de lavar cinco millones de dólares provenientes de la evasión fiscal de la constructora Austral Construcciones a través de la operatoria de "La Rosadita".

Pasaron la noche en la Superintendencia de Investigaciones Federales, en el barrio de Lugano. Desde allí fueron llevados en un móvil de la Policía Federal hasta los Tribunales bajo un fuerte operativo de seguridad.

Cuestionaron el video

Martín Báez cuestionó la validez jurídica del video en el que aparece contando dinero en una financiera, al declarar ante el juez Casanello.

El hijo de Lázaro Báez consideró que el video no sería válido por su edición y montaje, en tanto que señaló que el dinero que allí aparece podría corresponder de la actividad que desarrolla su padre.

Según se informó, Casanello dio la orden de que Báez se quede en el ámbito de la Ciudad de Buenos Aires -reside en un departamento en esta capital-.

También prestó declaración indagatoria Walter Zanzot, presidente de Top Air, quien al igual que Béz cuestionó la validez del video. Según fuentes judiciales, el empresario dijo que aparece filmado en ese lugar porque Martín Báez era su cliente y que acompaña a clientes en muchas ocasiones.

La ronda de indagatorias tuvo lugar en el juzgado del cuarto piso de los tribunales federales de Comodoro Py, en cuya alcaidía de la planta baja permanecían Lázaro Báez y Pérez Gadin a la espera de ser trasladados al penal de la localidad bonaerense de Ezeiza.