Menu Big Bang! News
BigBang

BigBang

Política Primerizo

Quién es Camilo Vaca Narvaja, pareja de Flor K y padre de la nieta de la Presidenta

Hijo de montoneros y militante del proyecto que encabeza Cristina Kirchner, el yerno de la Jefa de Estado y pareja de Florencia, encajó perfecto en la familia presidencial. Trabaja en la Cámara de Diputados y acompañó a Julián Domínguez en su fallida candidatura a gobernador. La historia del padre de la nieta de CFK.  

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

Se conocieron en una fiesta de La Cámpora en 2013 y a partir de ese momento construyeron un camino juntos que hoy le regala a la Presidenta una de sus mayores alegrías: su primera nieta mujer. Camilo Vaca Narvaja, pareja de Florencia Kirchner, encajó perfectamente en la familia presidencial: militante peronista y ferviente seguidor del gobierno nacional. 

Ultrakirchnerista. Vaca Narvaja es un ferviente militante del Frente Para la Victoria. 

Es hijo de uno de los líderes de la agrupación Montoneros y sobreviviente de la Masacre de Trelew, Fernando Vaca Narvaja y María Josefa “Gringa” Fleming, también militante de esa agrupación.

La “Gringa” Fleming, madre de Camilo, el día que entró con las fuerzas sandinista en Managua, en el año 1979.

Tiene 30 años y nació en México en medio del largo exilio de sus padres. Vivió en la Guardería Montonera que se instaló en Cuba, a finales de los 70, en tiempos de la contraofensiva montonera. Allí lo cuidaban y alimentaban. En sus primeros años de vida no estuvo al cuidado de sus padres que se encontraban cumpliendo actividades vinculadas a la resistencia montonera fuera de Cuba.

Llegó a Argentina a comienzos de los 90, cuando el por entonces Presidente Carlos Menem indultó a los jefes Montoneros y a los jefes militares de la Dictadura. Junto a sus padres y sus dos hermanos, Sabino y Susana, se instaló en el barrio de Parque Avellaneda, donde abrieron una gomería. 

Según declaró, a partir de ese momento “comenzó a tener una vida más o menos normal para un niño que comenzaba la escuela primaria”.

Militante. Camilo reparte colchones en el Movimiento San Martín. 

Vínculos políticos

El flamante padre del bebé presidencial, trabaja en la Cámara de Diputados y ejerce la militancia en el Movimiento San Martín. Se recibió de sociólogo en la Universidad de Buenos Aires (UBA), y es hincha de All Boys.

Ocupa el cargo de Director de la Unidad de Enlace con el Parlasur y milita en el Movimiento San Martín, que impulsó la trunca candidatura a gobernador de Julián Domínguez. Éste último es su padrino político, con quien además trabajó en la Cámara de Diputados de la Nación. Antes acompañó a Juan Cabandié, cuando este era legislador porteña.

Su apoyo a Julián Domínguez. Camilo trabajó en su candidatura a gobernador. 

De la mano de su militancia, Camilo logró conocer al papa Francisco, cuando participó de una comitiva que viajó al Vaticano. La impresión que el sumo Pontífice se abría llevado del joven militante fue muy buena. 

Camilo es católico y conoció al Papa Francisco en un viaje en 2014. 

Fiel al proyecto kirchnerista, no tiene reparos en expresas su apoya al proyecto político que encabeza Cristina Kirchner. “Representa un liderazgo que es fundamental para la construcción del Movimiento Nacional y Popular. Es una estratega fundamental para el desarrollo del país”, afirmó sobre su suegra, la Presidenta de la Nación.

Ahora Camilo y Florencia deberán reacomodar sus vida a partir de la llegada de su hija. Se desconoce si la nueva familia vivirá en el famoso departamento de San Telmo, el del SUM o si se instalarán en la Quinta de Olivos. Lo cierto es que sus vidas cambió, y para siempre.

Familia de Alta Alcurnia

Su padre, Fernando Vaca Narvaja, es uno de los fundadores del movimiento Montoneros. Apodado El Vasco, fue víctima de persecuciones de la dictadura militar y debió exiliarse en México en 1969, de donde retornaría recién en 1972.

Camilo en brazos de su padre, el día que pudieron regresar a la Argentina, tras el indulto de Carlos Menem.

Ese mismo año fue arrestado por un grupo de militares y llevado a la prisión de Rawson aunque logró fugarse junto a otros guerrilleros a bordo de un Ford Falcon hacia el Aeropuerto de Trelew, tras reducir a algunos soldados, donde los compañeros de Montoneros y del ERP habían logrado aterrizar un avión, secuestrado por ellos, y el aeropuerto permanecía tomado para la fuga. Vaca Narvajam, Roberto Quieto, Enrique Gorriarán Merlo y Domingo Menna integraban el denominado Comité de fuga. Una vez en el aeropuerto abordaron el avión y esperaron por el resto de los compañeros. Sin embargo, al pasar los minutos y ver que no llegaban decidieron partir hacia Chile, que por entonces estaba gobernada por el presidente socialista, Salvador Allende. El resto de los integrantes del grupo, unos dieciseis, que no llegó al Aeropuerto Almirante Zar fue fusilados días después.El hecho se conoció como La Masacre de Trelew, y el periodista Tomás Eloy Martínez lo plasmó en un libro.

Fernando Vaca Narvaja y Mario Firmenich con ropa verde oliva y casco militar en la Cuba castrista.

Además, su abuelo, Miguel Hugo Vaca Narvaja, trabajó como Ministro del Interior en la última semana de la presidencia de Arturo Frondizi, en 1962. El 10 de agosto de 1976 fue secuestrado y su cuerpo apareció en Alta Córdoba, envuelto en una bolsa de nylon. En tanto su tía también está conectada con la política y el Kirchnerismo: Patricia Vaca Narvaja, fue ex diputada por el Frente para la Victoria (2005-2009) y actualmente es la embajadora en México desde 2010.