Menu Big Bang! News
Tecnología Sin conductor

Crash: el auto autónomo de Google tuvo su primer accidente

La compañía admitió por primera vez que su vehículo no tripulado fue responsable al menos de un accidente ocurrido el año pasado. El auto inteligente chocó levemente con un micro. No hay heridos.

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

La empresa tardó, pero lo hizo, y reveló que su vehículo no tripulado fue responsable de causar un accidente con un micro. El auto autónomo tuvo un leve contacto con el transporte público en California, el mismo día que se celebró San Valentín.

El vehículo se encontraba realizando un recorrido de pruebas a 3 kilómetros por hora, según la propia compañía, mientras que el bus avanzaba a 24 kilómetros por hora. A pesar de que nadie resultó herido, la camioneta híbrida Lexus 450, a pesar de estar equipada con cámaras y sensores, chocó con el costado del micro y recibió daños en su lado izquierdo.

El Lexus autónomo de Google estuvo involucrado en un accidente en California,

Según el reporte presentado por Google ante el Departamento de Vehículos Automotores (DMV) del estado, el auto estaba en el carril derecho de la calle con la intención de girar hacia la derecha. Pero después de moverse hacia el otro carril, se devolvió al centro para evitar chocar con unas bolsas de arena que estaban puestas alrededor de una alcantarilla. El bus, que venía por detrás, lo impactó en el lado izquierdo.

"Este es el tipo de malentendido que ocurre entre conductores humanos en las vías todos los días. Es un ejemplo clásico de la negociación que es parte normal de manejar, y estamos tratando de predecir los movimientos de los otros", manifestó Google en el informe.

La firma aclaró que el conductor designado en su vehículo, ya que el auto autónomo no puede ir sin ningún tripulante a bordo, pensó que el autobús le iba a ceder el paso.

El auto sufrió algunos daños en su lado izquierdo.

"En este caso tenemos cierta responsabilidad, porque si nuestro auto no se hubiera movido, no habría habido una colisión", detalló el escrito y aseguró que ya hizo los cambios pertinentes en su software para evitar esta clase de accidentes en el futuro.

"De ahora en adelante, nuestros autos entenderán que los autobuses y otros vehículos grandes son menos propensos a ceder el paso que otro tipo de vehículos, y esperamos manejar mejor estas situaciones de ahora en adelante", explicó la compañía.