Menu Big Bang! News
Twitter en el barro Puntos

Doman le aclaró a Mengolini su relación con la discriminación

En las últimas horas circuló el rumor de que Fabián Doman se haría cargo de la dirección de la agencia Télam. Julia Mengolini recordó en Twitter que el periodista era el director de la polémica revista La Primera, cuyo dueño era Daniel Hadad. Doman le respondió con una serie de aclaraciones que terminaron en un pedido de disculpas de parte de la morocha periodista de C5N y un mimo de parte de su colega. Habemus paz. 

Estás viendo esta nota en: Modo Lectura Rápida

Ver nota completa

El rumor que circulaba (y circula con menor intensidad) es que Fabián Doman se haría cargo de la dirección de la agencia de noticias Télam. En medio de la vorágine twittera, usina donde se propagó esta posibilidad, Julia Mengolini publicó un tuit para recordar aquella tapa de la revista “La Primera”, que era propiedad de Daniel Hadad y cuyo director era el actual conductor de “Nosotros a la mañana”, que se emite por El Trece.

El título de aquella portada era “La invasión silenciosa”, y la foto que ilustraba era un hombre de tez morocha al que le faltaba un diente. De fondo, el Obelisco.

La tapa de la vergüenza. La Primera y una portada que pasó a la historia. 

Días después de que aquella revista saliera a la calle, el hombre que posó para la tapa denunció que le habían pintado un diente con Photoshop para acrecentar el contenido ideológico de la nota, que remarcaba que los inmigrantes de los países limítrofes eran los causantes de todos los males. La nota estaba firmada por el periodista Luis Pazos y quedó grabada a fuego en la memoria periodística. Fue repudiada desde vastos sectores vinculados a los derechos humanos. 

Y la periodista Julia Mengolini se la recordó a Fabián Doman.

Pero Doman, lejos de amilanarse, le aclaró algunas cuestiones a la conductora del noticiero de las 18 en C5N. Fueron 5 puntos bien puestos y explicitados en tres tuits distintos. 

Y tan bien puestos, que Julia Mengolini le pidió disculpas. Firmaron la pipa de la paz y Doman terminó el intercambio con un mimo profesional para la morocha.