Secciones
Actualidad

"¡Me están dejando morir!": los mensajes de la joven que falleció por falta de atención médica

Tenía 33 años y era estudiante de medicina. Su familia denuncia abandono por parte del Hospital San Antonio de Padua.

Noelia Mercado tenía 33 años, era mamá de un nene de once y estudiaba Enfermería en la Cruz Roja. La joven falleció de Covid-19 en el Hospital San Antonio de Padua y, antes de morir, denunció por abandono en las redes sociales a los médicos que la atendieron. "Estoy saturando 83 y el médico que vino hace una hora se fue y no vuelve. Pedía muerte digna al menos. Acá me dejaron morir como a un perro, sola", escribió en su cuenta de Facebook horas antes de su muerte.

Noelia fue diagnosticada el pasado 25 de mayo y tres días más tarde fue atendida en una carpa de pacientes ambulatorios. "Su factor de riesgo era el sobrepeso. Se le indicó una radiografía, que detectó una pequeña neumonía en la base izquierda (del pulmón)", precisó la vicedirectora del hospital, Valeria Alaniz, en diálogo con La voz del interior. Según la médica, la saturación de oxígeno que denunció la paciente "era aceptable" y es por eso que se la citó a un control a las 48 horas.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

"El 31 de mayo se le hizo una nueva valoración y se decidió internarla. Comenzó a empeorar como nos sucede en muchos de los pacientes, por más que tengan oxigenoterapia. El dos a la madrugada tuvo una demanda mayor de oxígeno, se intentó terapia de alto flujo", detalló Alaniz, al tiempo que sumó: "Luego fue derivada a terapia para una asistencia respiratoria y el sábado cinco falleció. Siempre recibió toda la atención por parte de enfermería, médicos y kinesiología".

Sin embargo, la familia de Noelia compartió las capturas de los mensajes que la joven les enviaba desde la internación, en la que denunciaba que la dejaban horas sin atención médica. "Sacame de acá. Me obligan a levantarme y no puedo caminar porque me agarra tos y me quedo sin aire. Estoy toda meada en la cama, traeme pañales", fueron algunas de las quejas. Conforme avanzó el cuadro, Noelia denunció cada vez más abandono. "Mamá estoy muy mal. Acá llamás y nadie viene a ayudarme. Grito y nada", le avisó, al tiempo que imploró: "Comprá un oxígeno y llevame a casa".

"Ella no había recibido ninguna vacuna contra el coronavirus", denunció la hermana de Noelia en diálogo con la señal TN, al tiempo que denunció: "Nadie del hospital se comunicó con la familia. El desenlace fue el que nadie quiere para ninguna persona. No deseamos estas cosas, pero lamentablemente ocurren. A diferencia del año pasado, son cada vez más jóvenes los pacientes afectados. Hay una mayor agresividad y los cuadros tienen un desenlace más torpido", cerró Alaniz.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!