Secciones
Actualidad

Cócteles de baja graduación, jerez y sal: las nuevas tendencias en tragos según el certamen World Class

El concurso ya abrió su instancia de participación argentina. 

Hasta el 27 de marzo, las barmaids y los bartenders de todo el país podrán presentar sus recetas propias para participar del certamen World Class, de la mano del cual una argentina o un argentino viajará a competir a la gran final internacional que este año se hará en la ciudad australiana de Sydney. 

El concurso está organizado por Diageo, la compañía de espirituosas que tiene en su portfolio marcas como Johnnie Walker, Tanqueray, Singleton, Ketel One, Talisker y Zacapa. Y como explica uno de sus embajadores, el bartender Santiago Michelis, es una oportunidad para tomarle el pulso "a lo que está pasando en el mundo en relación a las tendencias de coctelería".

Así, remarca que la principal tendencia a nivel global son los cócteles y bebidas con baja graduación alcohólica. "Esto incluye tanto a los cócteles ligeros como a los highballs (mixtura de espirituosa con bebida sin alcohol) como a la idea de que la bebida también tiene que ser clara visualmente", explica. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

No es casual entonces que para candidatearse a la competencia World Class la receta que los aspirantes deben diseñar e ingresar a la web TheWorldClassClub.com sea justamente la de un highball, que debe incluir una parte de Johnnie Walker, una parte de un cordial (mezcla de almíbar, alcohol e ingredientes saborizantes) casero creado por el competidor y tres de soda. 

Los 16 mejores participantes serán preseleccionados para participar de World Class Cocktail Festival, donde deberán presentar su propuesta de cóctel a un jurado de expertos que elegirá a ocho finalistas, los cuales competirán por el título argentino de Bartender del Año en junio. El ganador califica para la final mundial. 

El momento de la creatividad

Maximiliano Salomón, bartender de Mito Mercato y ganador de la instancia argentina el año pasado, señala también otras dos grandes tendencias que pudo observar al compartir experiencias con colegas de otros países en la definición final en Glasgow, Escocia. "Se está usando bastante el jerez en los cócteles y también la solución salina como ingrediente: con una pequeña dosis de sal, se fortalecen los sabores", explica. 

"Eramos 55 participantes, había técnicas y sabores que yo no tenía incorporados y pude probar de primera mano", agrega subrayando lo enriquecedor de la experiencia. En ese marco, a su juicio, una de las debilidades de la coctelería argentina se vuelve fortaleza: "Como está más limitado el tema de los insumos tenemos que jugar más con nuestra creatividad, ya que tenemos que generar procesos de materia prima para sustituir cosas que en otros países ya vienen preparadas", asegura. 

La receta del highball con el que Salomón llegó a la final del World Class incluyó 50ml de Johnnie Walker Black, 50ml de cordial de cold brew (café frío) y chile ancho y agua gasificada para completar.

Otra versión del mismo estilo de cóctel puede preparse con 45ml de Johnnie Walker Red, 180ml de ginger ale y un chorrito de jugo de lima. También puede prepararse con gaseosa de lima limón, llenando el 30% del vaso con el whisky y completando con un 70% de gaseosa. Vale recordar que los highballs se preparan en vasos de trago largo llenos hasta el tope con hielo. 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!