Secciones
Alerta

Glaucoma, la "ceguera silenciosa": cómo diagnosticarla y prevenirla

La Semana Mundial del Glaucoma llega a su fin mañana con acciones especiales en diferentes hospitales de la ciudad, entre ellos los nosocomios públicos Santa Lucía, Lagleyze, Ramos Mejía, Álvarez, Durand, Penna y Tornú, que ofrecerán controles gratuitos de 8 a 12


El hospital Santa Lucía realizará mañana controles gratuitos. 

Pero, ¿por qué es tan importante el control y la detección temprana? Porque el glaucoma no por nada lleva el apodo de "ceguera silenciosa": deteriora poco a poco la visión sin presentar prácticamente síntomas. 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

"De presentar síntomas, es posible que su visión ya se encuentre afectada", le advierte a BigBang la oftalmóloga Giovanna Benozzi, de la Fundación Argentina de Glaucoma. Estos síntomas, según enumera la especialista, pueden incluir visión de halos alrededor de las luces, dolores de cabeza, dificultad para enfocar, cansancio e incomodidad con los anteojos habituales, dificultades para adaptar la visión en ambientes oscuros y pérdida de la visión de los objetos del entorno al desplazarse.

En riesgo

Así, es clave identificar los grupos de riesgo: las personas que por condiciones preexistentes deben realizarse controles periódicos para identificar la posible presencia del glaucoma en sus primeros estadios. Lla doctora Benozzi establece como personas bajo mayor peligro los siguientes segmentos de población: 

  • Personas con miopías elevadas. 
  • Mayores de 40 años.
  • Quienes tengan antecedentes familiares de glaucoma, principalmente si son familiares inmediatos.
  • Personas que hayan sufrido traumatismos oculares.
  • Usuarios actuales o pasados de corticoides.
  • Diabéticos.
  • Hipertensos.
  • Asiáticos y afroamericanos

La importancia de la detección temprana

"Cuando no se detecta el glaucoma en forma temprana, el aumento crónico de la presión intraocular afecta el nervio óptico", explica Benozzi. "Estas alteraciones no son detectadas por el paciente al principio, porque los defectos suelen periféricos, no afectando el centro de la visión hasta los estadios finales de la enfermedad"

El fondo de ojo forma parte del examen de diagnóstico. 

Esa pérdida de función visual no es recuperable y, en el mejor de los casos, puede ser sólo frenada en el momento del diagnóstico más nunca revertida. Es por eso que los especialistas insisten en el diagnóstico precoz, como remarca Benozzi, es "clave para mejorar el pronóstico, la evolución y la calidad de vida del paciente afectado por glaucoma". 

El examen de diagnóstico se realiza de manera rápida e indolora, y consiste en una medición de la presión intraocular (tonometría), examen del nervio óptico con fondo de ojo y evaluación del campo visual.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!