Secciones
Actualidad

La "broma" que le salió mal a Havanna y el recuerdo de Los Ramones, con saqueos y detenidos

La famosa empresa hizo una broma por el Día de los Inocentes que le costó cara. 

Las redes sociales ardieron en las últimas horas a partir de una pequeña gran broma que hizo Havanna por el Día de los Inocentes, fecha que se celebra cada 28 de diciembre y sirve de excusa para que cientos de personas a lo largo de todo el mundo se diviertan haciendo chistes, aunque muchos de ellos suelen llegar a ser de mal gusto. ¿Qué ocurrió? La reconocida empresa de alfajores utilizó su cuenta oficial de Twitter para ofrecer entregarle una caja con productos de Havanna a todos aquellos usuarios que no recibieron caja navideña de parte de su empleador y que respondiesen la publicación con su CUIT en los comentarios.

Todo ocurrió cerca de las 10 de la mañana y dicha publicación generó todo tipo de interacciones de internautas que buscaban por todos los medios conseguir su tan anhelada caja navideña. Pero más de dos horas después, exactamente a las 12.21 de este mismo martes, la cuenta respondió a su propia propuesta avisando que todo se trataba de un chiste. "¡Feliz día de los inocentes!", avisó.

Pero si bien resaltó que la idea era sortear "cinco cajas" entre los copados que participaron -la publicación consechó más de 2.000 "likes", 200 retuits y fue citada más de 800 veces en cuestión de minutos- no tardaron en aparecer los usuarios que, furiosos por el engaño, acudieron a lo dispuesto por la Ley 24.240, también conocida como Ley de Defensa del Consumidor, para conseguir los prometidos productos de la marca.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

 

De hecho, la reconocida cuenta de Twitter Derecho en Zapatillas, quien se dedica a aconsejar a internautas en temas legales, avisó: "Promociones son vinculantes. A quien les deje cuil deben enviarle oferta publicada (ley 24240). Las promociones son vinculantes eh, van a tener que mandarles a todo quien deje CUIL. PD: el cuil es un dato público, salvo que ocultes tu identidad en Twitter".

A sabiendas del error que cometieron y a modo de disculpa, desde la empresa lanzaron un comunicado avisando que todos aquellos que participaron de la consigna entre las 9:54 y las 12:21 de este martes se les enviará  una caja con productos Havanna, tal como decía el post original. "Siempre en la vida de las personas y en la de las empresas los errores deben aceptarse para aprender de ellos", comenzó el pedido de disculpas de Havanna.

Y continuó: "En primer lugar queremos pedirles perdón -sin atenuantes- a todos nuestros seguidores y consumidores por un sorteo que estuvo mal planteado. No hay otra excusa ni otra explicación. Por ese motivo, queremos informar que a todos aquellos que nos hayan enviado su CUIL tal como decía el tweet, tanto de manera pública como privada, antes de nuestro aviso de que se trataba de un posteo sobre el Día de los Inocentes, es decir entre las 9:54 y las 12:21 del día de la fecha, les enviaremos una caja con productos Havanna tal como decía el post original. Una vez finalizado el recuento que estamos realizando, haremos un hilo con todos los seguidores que recibirán la caja".

Finalmente, avisaron que tomarán contacto con todos los afortunados para enviarles los productos prometidos en la foto que utilizaron para promocionar dicha Caja Navideña. "Una vez más queremos expresarles a todos nuestras sinceras disculpas", concluyeron. El polémico posteo no tardó en hacerse viral y fueron muchos los usuarios que no dudaron en comparar la "broma" de Havanna con aquella promoción de la marca Coca Cola que terminó en batalla campal hace 25 años.

En marzo de 1996, la llegada del grupo de punk-rock Los Ramones desató la furia de unos 3.000 punks que apedrearon y saquearon comercios a partir de una falsa promoción de la marca de gaseosas que prometía dos entradas para ver a la banda en el Monumental, el estadio River Plate, a cambio de 10 tapitas que debían ser entregadas  frente al local de expendio de la gaseosa situado en Florida y Lavalle.

Una multitudinaria presencia de jóvenes -más de 3000 según fuentes policiales- se hicieron presentes aquel 13 de marzo de 1996 en ese centro de canje reclamando las entradas para ver a Los Ramones. Sin embargo, las entradas nunca se entregaron y al sentirse estafados se dio rienda suelta al desmadre.  Los responsables del canje hasta anunciaron desde la calle, a eso de las 10, que "se suspendía" la entrega de las entradas.

 

Disturbios, batallas campales, saqueos, lluvia de piedras y otros objetos, obligaron a la intervención de la policía, que reprimió para dispersar a las tropas punks, que acabó con al menos 14 detenidos. Como era de imaginar el blanco elegido en primer término fue Coca-Cola donde además de las vidrieras fueron destruidos seis televisores de un aparato de videowall que difundía videoclips.

 

El ataque siguió con otros siete comercios de Lavalle al 600 todos ellos víctimas de roturas y saqueos principalmente las tiendas Atmósfera Cero Tattersall y una casa de videos. El encargado de la óptica Kirchner (Lavalle 618) consignó el robo de dinero cámaras de fotos anteojos y hasta lentes de contacto. Esto obligó al apresurado cierre de varios locales, pero la peor parte la llevó la casa Benetton donde los siete empleados debieron ocultarse detrás de los mostradores.

Aquel local fue vaciado de sus prendas en cuestión de segundos. Quioscos de diarios y revistas ("robaron de todo hasta mapas" dijo el vendedor) y una cabina de teléfono de la empresa Telecom. Los daños se calcularon en 50.000 dólares. Luego de los disturbios, la empresa de gaseosa tuvo que entregar las localidades y todo volvió a la normalidad, con cierto desorden y colas interminables que no dejaban tranquilos a ningún fan hasta que tuvieran el precioso ticket entre sus dedos.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!