Secciones
Actualidad

La emergencia detrás de la tragedia: tiene 3 años, problemas cardíacos y esperaba el avión que se estrelló en Esquel

La noche anterior al accidente, Jazmín sufrió una crisis mientras dormía y convulsionó. “Nos dijeron que la tenían que derivar porque no tenían forma de salvarle la vida”, explicó su mamá.

Federico Bassi (médico) y Patricio Walmsley (enfermero) fallecieron durante el accidente que sufrió anoche el avión sanitario antes de llegar al aeropuerto de Esquel.

El mismo había partido desde el aeropuerto bonaerense de San Fernando con la misión de trasladar a una pequeña paciente que sufre una patología cardiológica e hidrocefalia hacia la Ciudad de Buenos Aires.

Se trata de Jazmín Amelie Serna Torres, una nena de 3 años con síndrome de down que esperaba a bordo de una ambulancia junto a su papá la llegada del avión. La pequeña tiene que ser trasladada de urgencia al Instituto Cardiológico de Buenos Aires, donde será sometida a una operación del corazón, la segunda intervención quirúrgica de gravedad desde que nació.

¿Cuánto vale la verdad?
El periodismo de calidad necesita de la ayuda de los lectores. Tu apoyo es fundamental.

La pequeña Jazmín sufre un problema cardíaco congénito e hidrocefalia desde que nació y ya fue operada en la cabeza a los cinco meses de su nacimiento. De más está decir que su estado de salud es delicado, por lo que Patricia Laborde, directora asociada del Hospital de Esquel, contó que dispuso que la menor fuera trasladada al mediodía en otro vuelo sanitario.

Debido a la pandemia y la posterior emergencia sanitaria, los tratamientos a los que era sometida Jazmín todos los días producto de su enfermedad cardíaca. “En el último tiempo estuvo muy mal y hace tres días estaba internada. Esto surgió porque acá no hay terapia para niños y se pidió la derivación. Acá no le pueden hacer nada”, resumió Doreen, su abuela materna.

Por su parte, María de los Ángeles, su mamá, sostuvo que la nena “tiene un umbral de dolor muy alto, no levanta fiebre y nunca manifiesta lo que le pasa porque es muy fuerte. “Lo único que puede comer es papilla y teníamos problemas para que comiera. Se ve que su cuerpo no aguantó más porque le hicimos estudios y estaba prácticamente desnutrida y al límite de la transfusión. Yo deje de trabajar para estar con ella”, contó en diálogo con Infobae.

La noche anterior al accidente –según contó- Jazmín sufrió una crisis mientras dormía y convulsionó. “La analizaron, descartaron algunas cosas y como no saben bien que tiene y como su corazón estaba raro y se le estaban llenando de líquido los pulmones, nos dijeron que la tenían que derivar porque no tenían forma de salvarle la vida”, explicó.

La nena de tres años se encontraba junto a su papá, Emmanuel, esperando en la ambulancia el aterrizaje de la aeronave sanitaria para poder viajar. Todavía por circunstancias que se buscan determinar, el avión se precipitó y estalló poco antes de llegar a la cabecera norte de la pista.

Como consecuencia del accidente, Bassi y Walmsely -que formaban parte del equipo sanitario que iban a cuidar a Jazmín durante el vuelo- fallecieron en el acto, mientras que los dos tripulantes resultaron heridos y fueron derivados al hospital de Esquel, en la provincia de Chubut.

El piloto del avión que pertenece a una empresa privada es Mariano Latorre, de 44 años y el copiloto fue identificado como Martín Gamboa Copi, de 34. Ambos fueron intervenidos en quirófano y luego pasaron a terapia intensiva.

Gamboa presenta quemaduras en el 50% del cuerpo, además de un traumatismo de tórax, fractura esternal, contusión pulmonar y un hematoma en la zona intestinal, mientras Latorre sufrió una fractura esternal y una contusión pulmonar.

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!

Temas

  • Esquel
  • Accidente
  • Tragedia
  • Jazmín Amelie Serna Torres

Comentarios