Secciones
Actualidad

Mate, e-commerce y barbijos: los seis cambios de hábito y consumo que llegaron para quedarse

Por la pandemia de coronavirus, los argentinos nos veremos obligados a cambiar algunos hábitos, al menos hasta el hallazgo de una vacuna efectiva contra la enfermedad.
1
La distancia social

 

Mantenerse al menos un metro y medio alejado de otra persona para morigerar la posibilidad de contagio del coronavirus es una de las costumbres sociales que se instalará, incluso afirman, después de que se termine de desarrollar la vacuna.

 

La importancia de la distancia social radica en que rompe o disminuye la cadena de transmisión. Las personas pueden transmitir el coronavirus desde al menos cinco días antes de mostrar síntomas.

 

De este modo, la distancia social limita el número de individuos con los que un infectado tiene contacto (y a los que potencialmente puede contagiar) aún antes de confirmar que tiene el virus.

consumos
hábitos
Coronavirus
Cuarentena
2
El uso de barbijo

 

El barbijo o tapaboca se reglamentó como obligatorio durante la cuarentena. Se recomienda usar en lugares públicos donde es difícil mantener distancia para evitar que personas que pudiesen estar contagiadas y no lo sepan transmitan el virus a los demás. 

 

Incluso cuando ya se llegue a la fase 5 algunos de los especialistas que asesoran al presidente sostienen que se seguirá usando, pero no de forma obligatoria. Por ahora, su uso es fundamental en el transporte público, el interior de comercios y en las calles.

consumos
hábitos
Coronavirus
Cuarentena
3
Alcohol en gel

 

Lavarse las manos con abundante agua y jabón y tener alcohol en gel son dos de las principales recomendaciones que realizó la Organización Mundial de la Salud (OMS) para evitar que el virus se siga propagando.

 

Si bien con la pandemia el uso del alcohol en gel se intensificó, lo cierto es que cuando la gripe H1N1 azotó al mundo, y también a la Argentina, fue cuando comenzó a comercializarse de forma más intensiva. Ahora, el alcohol en gel será un aliado clave para el regreso de muchas actividades. 

Consumo
hábitos
Coronavirus
Cuarentena
4
Chau mate compartido

 

Compartir un mate es una de las tradiciones en el país. Mientras estudias, cuando estás en el trabajo o para acompañar un momento familiar, es una de las costumbre que tenemos los argentinos y que, la última década, comenzó a desplazar al café como la principal infusión.

 

El hecho de compartir una bombilla es uno de los focos de contagio que alertan los especialistas por lo que, salvo cuando este ya desarrollada la vacuna, no te hagas muchas expectativas de poder volver a compartirlo a la brevedad.

consumos
hábitos
Coronavirus
Cuarentena
5
Trabajo a distancia

 

La imposibilidad de viajar para trabajar, excepto para el personal esencial, hizo que gran cantidad de empresas comiencen a acelerar el proceso de trabajo a distancia o teletrabajo. Incluso su regulación es tratada por estos días en el Congreso.

 

Al margen de la pandemia, diferentes empresas que se dedican al análisis del mundo laboral vienen alertando de que, por una cuestión de costos, varias multinacionales buscan hacer la migración hasta ese sistema.

 

Sin ir más lejos, y según explicó el profresor de la Universidad Di Tella, Andrés Hatum, por año solamente en la infraestructura de un puesto laboral (computadora, mesa, silla, escritorio, etc), una empresa gasta USD 5.000.

 

Incluso entre las compañías más importantes del planeta: Twitter invitó a los trabajadores a hacer teletrabajo si lo prefieren; Google anticipó que por varios meses no habría regreso a las oficinas y Facebook planea su vuelta a la presencialidad recién para 2021.

consumos
hábitos
Coronavirus
Cuarentena
6
Explosión del e-commerce

 

Aún cuando las ventas minoristas, y también las mayoristas, se encuentran por el suelo como consecuencia de la crisis económica generada por la pandemia de coronavirus no todo es negativo. La necesidad de no poder abrir las puertas tradicionales del los locales obligó a varios empresarios pyme a migrar hacia el e-commerce.

 

De acuerdo con un informe realizado por First Capital Group, las compras en moneda local con tarjetas subieron 8,3 por ciento hacia finales del sexto mes del año, respecto al cierre de mayo, hasta alcanzar los 640.930 millones de pesos, lo cual significa unos 49.277 millones por encima del dato previo.

 

A su vez, el crecimiento interanual llegó al 59,6 por ciento, acelerándose respecto del mes previo. En el semestre la suba fue de 11,9 por ciento, acumulando en el segundo trimestre un alza del 7,3 por ciento.

Consumo
hábitos
Coronavirus
Cuarentena

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!