Secciones
Actualidad

Precios descuidados: por qué los alimentos subieron más que la inflación anual del 2020

El dato se desprende de un informe de la consultora Focus Market.

La inflación cerró el 2020 en un 37,4%, cifra de casi veinte puntos porcentuales menos que la registrada en 2019. Sin embargo, hay una variable que no es menor: durante todo el año pasado los servicios de comunicaciones, internet, luz, gas, agua y los combustibles (durante buena parte del 2020) estuvieron congelados. A eso se le suman las regulaciones de precios de otros bienes que también estuvieron presentes durante el año signado por la pandemia de coronavirus (Covid-19).

Con ese antecedente de fondo, los únicos bienes transables que estuvieron fuera de los marcos de regulación, y cuya producción y comercialización no se cortó con la cuarentena por la pandemia fueron los alimentos y, según un reciente informe de la conductora Focus Market, le ganaron a la inflación.

En diciembre pasado, el costo de una “canasta básica de alimentos de consumo masivo” aumentó 2,98%, menos que los datos difundidos por el Indec, pero cerró el año con una suba de 37,41% respecto de diciembre de 2019, mayor a la medición oficial de la inflación, sostuvo el informe de la consultora de Damián di Pace, que releva y pondera los precios de una amplia lista de productos a través de una metodología de captación de precios en las cajas de puntos de venta.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

El llamado Ipcacoma (Índice de precios de la Canasta Alimentaria de Consumo Masivo) se elabora a partir de los precios de 28 productos ponderados por su peso en la canasta de consumo y calculados para distintos tipos de “hogares”. Para un hogar de una sola persona, en diciembre el valor fue de $ 8.112, en tanto para un hogar de cinco personas, dos adultos de 30 años y tres niños de 5, 3 y 1 año de edad, fue de $ 26.634.

Situaciones intermedias son los hogares de Tipo 2 (una pareja), en que el costo de la canasta en diciembre alcanzó los $ 14,358, un hogar de Tipo 3, por abuela, madre y un hijo adulto, con una canasta básica de $ 19.956 y un hogar de Tipo 4, de cuatro miembros, pareja y dos hijos, que para acceder a su canasta básica de alimentos de consumo masivo debieron cobrar en diciembre $ 25.066.

Para una persona, la “canasta básica” aumentó 39% a lo largo de 2020, desde los $ 5.836 que costaba en diciembre de 2019 a los $ 8.112 de diciembre pasado, aunque para el hogar promedio el aumento fue del 37,4 por ciento. A su vez, el aumento fue de 99,6% respecto a los $ 4.064 que ese mismo grupo de bienes y en idéntica cantidades le costaba a una persona sola en enero de 2019, lo que da cuenta del demoledor efecto acumulativo que tiene el proceso de inflación.

A su vez, dentro de la “Canasta Ipcacoma” del mes pasado, los precios que más subieron fueron los de las frutas (22,6%), fiambres (8,8% y legumbre secas (6.9%) y registraron bajas de precios el Yogur (– 8,3 %), los Condimentos (-6,5 %) y el Azúcar (-3,7 %). A lo largo del año, los precios que más subieron fueron también los de las frutas (113 %), las Legumbres Secas (88 %) y la Yerba (68 %) y los que menos lo hicieron fueron el yogur, que según la medición de Focus Market era en diciembre pasado 18% más barato que en diciembre de 2019, la manteca, que subió “apenas” 18% y los condimentos, que aumentaron un 21 por ciento.

Según la cantidad consumida por producto para una persona el ítem de mayor gasto en diciembre pasado fueron las carnes, con $ 2.709 más de un cuarto largo del costo de la canasta básica de alimentos de consumo masivo para una persona, un aumento de 4,3% respecto de noviembre y de 33% en el año. El segundo ítem de gasto en el mes fue el pan, con $ 936, que registró aumentos más moderados, de 1,6 % mensual y 26% anual. El tercer ítem de gasto mensual fueron las frutas, $ 852, y el cuarto la leche, con $ 735.

A su vez, a lo largo del año también aumentaron fuertemente el arroz (60%), las hortalizas (58%) y el aceite (57%). El “Ipcacoma” pondera en 33,4% el peso de las carnes en el costo de la canasta, en 11,5% el del pan y en 10,5% el de las frutas. Los siguientes ítems o productos de mayor peso son leche (9,1%), verduras y hortalizas (5,1%) y papa (3,7%). Como su nombre lo indica se trata de “alimentos básicos” y de “consumo masivo”.

Temas

  • Inflación
  • Precios
  • alimentos

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!

Comentarios