Secciones
Actualidad

¡Se cae uno, mueren dos! Las mejores poses para tener sexo en la ducha

¿Cómo hacer para gozarlo?

En las películas parece una excelente idea. Con amor o con violencia (consentida) el sexo en la ducha se ha convertido en una práctica que resulta inevitable no probar en algún momento de la vida. Eso sí, hay que pisar firme para no resbalarse. ¡Y cuidado con el jabón que se puede perder!

El baño de por si suele ser un momento de relajación tanto individual como colectiva. Sentir caer el agua en el cuerpo a la temperatura selectiva de cada uno es considerado uno de los placeres más lindos y simples de la cotidianidad. Ni hablar de quienes tienen la posibilidad de llenarse una bañera y recostarse a disfrutar de un grato momento. Para ese último, incluso existen elementos como las sales y las espumas que hacen que sea aún más agradable.

 

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

Puede que por todo ese conjunto de motivos, una de las fantasías más comunes de los humanos sea tener sexo en la ducha. Incluso, ha sido una de las maneras más recurrentes en el que la industria del cine y de la televisión han plasmado los momentos de erotismo. Pero como no todo lo que brilla es oro, y gustos son gustos, puede que haya gente que le guste, gente que no, y gente que corrió peligro.

Es por eso que es importante remarcar que puede ser una práctica que si o si hay que realizar con mucho cuidado. No vaya a ser que lo que empieza como una iniciativa sexual termine con dos cabezas desnucadas. ¿cuáles son las posibles poses para tener sexo en el agua?

La primera pose recomendada es una que verla de afuera parece una excelente idea, pero si o si la persona que está parada tiene que tener aguante en los brazos, y una altura que medianamente permita la comodidad de la pose. Ojo la persona que queda frente a la ducha que se puede tragar todo el agua.

 

Otra e interesante opción para hacer en la ducha, es ponerse de rodillas cual rezar un padre nuestro y conectar los genitales. Eso sí, para una mayor comodidad y disfrute, ponete rodilleras.

 

¡A lo perrito! Otra buena pose para realizar es el casi en cuatro en donde lo interesante es que se puede aprovechar no solo para concretar la penetración en caso de ser un vínculo heterosexual, sino también la estimulación de los genitales.

 

 

 

Si ya calentaste la pava y te querés tomar el mate bajo el agua, no olvides tener la responsabilidad y el cuidado necesario para que la práctica sea prudente y ninguna de las partes involucradas sufra golpes ni ahogamientos.

 

 

 

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!