Secciones
Actualidad

"Si mi amigo se va, me suicido": el hijo del rehén y la madrugada en la que intentó salvar a su papá

El joven de 23 años ingresó al PH y fue quien logró rescatar a la mujer de Maldonado. Recibió un disparo y perdió a su padre.

Después de diez horas de máxima tensión en Caseros, el Grupo Halcón logró ingresar a la vivienda de Alejandro Maldonado y se desencadenó el peor desenlace: el hombre de 42 años, que había sufrido un brote psicótico y permanecía atrincherado junto a su mejor amigo, fue abatido por los efectivos. Al ingresar al lugar, encontraron el cuerpo del rehén: José Alejandro Cáceres de 47 años. Las pericias confirmaron que el hombre fue asesinado de un disparo, al menos seis horas antes.

Hasta ahora, poco es lo que se sabe en torno a qué fue lo que sucedió en las horas previas y qué podría haber desencadenado el desequilibrio mental del hombre. Yago Cáceres, el hijo de 23 años de el rehén, fue el último que los vio a ambos con vida: ingresó a la casa, logró rescatar a la pareja de Maldonado y recibió un impacto de bala en la espalda mientras intentaba sacar a su padre del PH.

¿Cuánto vale la verdad?
Tu apoyo es fundamental

De acuerdo a lo consignado por el diario Clarín, Maldonado y Cáceres eran amigos "de toda la vida". Yago, en efecto, se había criado con el hombre que terminó matando a su padre y solía jugar a las cartas con él. Ambos le temían a "la locura" de Maldonado y las alertas se encendieron cuando comenzaron a escucharse disparos desde el interior de la propiedad.

Todo se desencadenó por una discusión familiar. Maldonado intentó ahorcar a su pareja, Paula Russo (38) con un cable. Estaba armado con una escopeta y un arma corta. Alertados por los vecinos, los familiares llegaron de inmediato al lugar y Yago decidió ingresar.

Al entrar, se encontró con una escena dramática: el mejor amigo de su padre estaba armado, fuera de sí y violento. Logró rescatar a Paula, pero no pudo ayudar a su padre. "Si mi amigo se va, me suicido", le habría dicho Maldonado, antes de dispararle en la espalda cuando el joven escapaba junto a la mujer agredida. Cáceres padre decidió quedarse e intentar calmar a su amigo, pero segundos después, se escuchó otro estruendo: los investigadores creen que ese fue el momento en el que Maldonado asesinó a su mejor amigo.

"Murió por salvarte a vos", le dijo Ana a su hijo, Yago, después de que la Policía les confirmó que Cáceres había sido asesinado. Tenía otra hija de 19 años, trabajaba como albañil y hacía changas de electricidad, como Maldonado.

Temas

NEWSLETTER

Las mejores historias, todos los días

Recibilas en tu mail todas las mañanas

Suscripción exitosa! Recibiras en tu mail todas las mañanas.
Suscripción Fallida!